Pumas, alces y monos en la selva de cemento: por qué los animales se adueñan de las ciudades desiertas por el virus

En distintas partes del mundo sucede lo mismo que en Chile, donde los pumas se acercan a sectores poblados en medio del desconcierto de la gente. La cuarentena les entrega espacios que alguna vez les pertenecieron y van en busca de alimentos.

Japón

En los dos últimos dos meses el mundo se convulsionó a causa de la pandemia del coronavirus. Y ello no sólo cambió la vida de millones de personas, sino que también produjo alteraciones importantes en el planeta, desde la disminución de los niveles de contaminación ambiental hasta en el comportamiento de los animales.

La demostración ha sido muy cercana y tangible, con algunos pumas desorientados que han aparecidos en distintos puntos urbanos de la capital.

Por otro lado, a través de las redes se pudo conocer el video de una invasión de monos en Tailandia. Más de cien primates se pelearon por un plátano en plena vía pública. La grabación no tardó en volverse viral ya que los usuarios quedaron impactados ante la violencia que presentaron sus protagonistas.

Asombro

El mundo está loco, loco

En tanto, desde Italia, uno de los países más afectados por el brote que llegó a un récord de víctimas recientemente, trascendieron imágenes de cómo la fauna se adueñó de las calles. En este caso de las aguas, ya que en Venecia aparecieron cisnes blancos, delfines y cientos de peces.

Todos nadan por los canales que componen distintos barrios de la urbe.

En otros paisajes de grandes ciudades del mundo también aparecen ovejas,perros, vacas, alces y otras especies en las principales calles, demostrando que el dramático golpe del virus lo remeció todo, matando mucha gente y provocando el asombro de todos con los animales que se adueñan de nuestra selva de cemento.

 

 

Pumas

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Así se conoció mundialmente una invasión de monos hambrientos en Tailandia.