Razones por las que la playa es la mejor solución a tu estrés

Si estás pasando por una temporada donde el estrés ha alcanzado sus niveles máximos y te duele el cuerpo, la cabeza y te sientes súper cansado, tal vez ha llegado el momento de darte una escapadita a la playa. Y es que, aunque no lo creas, ir al mar es una de las mejores terapias para reducir los niveles de cortisol.

smolnl42rkmaickjiij4beautifuldayatthebeach-421ff6b160bacfe63d40574303268bf6.gif

Escucha una canción que te recuerde a la playa, a la sensación de estar descalzo en la arena, la brisa, una cerveza bien fría, el sonido del mar… ¿sabes por qué nos causa tanto placer? Todo, por la simple y complicada razón, de desatar un proceso químico que favorece al cerebro.

Según Lora Fleming, una experta epidemióloga de la Universidad de Exeter, en Inglaterra, todos los que viven muy cerca del mar tienen menos niveles de estrés y llevan una vida más activa que los que estamos en la selva de concreto.

Existen terapias que involucran elementos marinos como algas, estrellas de mar, agua salada y demás, con la intención de que el paciente se sienta más relajado. A esta terapia se le conoce como talasoterapia.

beach-c28fceae916b12b98b40c7f9d4fe79e2.gif

Así que ve preparando tus maletas y date una escapadita, porque los siguientes beneficios que te da el estar en la playa son únicos y no hay que desperdiciarlos:

¡Adiós estrés!

El agua salada posee iones positivos que te ponen de buen humor y combinados con la ionización negativa de la brisa marina, aumentan los niveles de serotonina (hormonas de la felicidad) y disminuyen los niveles de estrés.

Tu creatividad aumenta

Si necesitas entregar un proyecto, tu cerebro se relaja al estar en la playa, por lo que tendrás una mayor concentración y te sentirás más motivado para trabajar.

paradorjoyudabeach3-c1b67ff926f99d6fb573a3ba3e097268.jpg

Explotar la creatividad

Los espacios azules favorecen la creatividad, ya que el cerebro se relaja, logrando una mejor concentración y mayor motivación para trabajar.

Reduce la depresión

El sonido de las olas te ayuda a relajarte y entrar en un estado de meditación que te ayudará a analizar todo lo que pasas o te preocupa, así que es una terapia increíble y funcional.

Mejora tu respiración

La brisa marina es una especie de spray natural rico en yodo, el cual es perfecto para regular la glándula tiroides. ¿Sientes que respiras mejor cuando estás en la playa? Es por el grado de humedad que ayuda a la expulsión de moco.

Así que ya sabes, el próximo fin de semana o en cuanto puedas, date una escapadita a alguna playa, te sentirás como nuevo a tu regreso.