Científicos aseguran que en la Vía Láctea hay por lo menos 300 millones de planetas habitables

Además manifiestan que uno de esos planetas habitables en la Vía Láctea se encuentra a 20 años luz de distancia, sería este el más cercano.

Vía Láctea

Encontrar una segunda opción de planeta ha sido siempre una de las obsesiones de la NASA. La agencia espacial además de encontrar una alternativa a la Tierra, también busca comprender la formación de los planetas. Entonces, en dicha búsqueda, encontró un dato sumamente revelador. Dentro de nuestra propia Vía Láctea, deberían haber al menos 300 millones de cuerpos celestes habitables.

Los datos fueron revelados gracias a una herramienta que ya no se encuentra en funcionamiento. Se trata del telescopio Kepler. Gracias a dicho observatorio escanearon la Vía Láctea y encontraron los alarmantes resultados.

Ninguno de estos planetas se encuentran dentro de nuestro sistema solar. No obstante sí dentro de nuestra galaxia, en la misma Vía Láctea. No quiere decir que son cercanos, pero si encontraron algunos cuerpos celestes que están a una distancia mucho más corta de lo que se pensaba. Hay unos cuatro que no superan los 30 años luz de distancia. Y uno de estos se encuentra a 20 años luz.

Los investigadores llegaron a la ostentosa cifra suponiendo que el siete por ciento de las estrellas similares al Sol tienen un mundo habitable orbitando sobre ellas. Sin embargo, advierten que ese número podría pasar a 75%. Es decir que en lugar de 300 millones de planetas habitables, se hablaría de 3 mil millones.

Vía Láctea

Las condiciones de estos planetas en la Vía Láctea

Por ahora lo único que se conoce de estos planetas es que probablemente cuenten con agua líquida. Este es el primer valor que se debe encontrar en un planeta para que registre la vida, tal y como la conocemos.

"Kepler ya nos dijo que había miles de millones de planetas, pero ahora sabemos que una buena parte de esos planetas podrían ser rocosos y habitables", dijo Steve Bryson, astrónomo del Centro de Investigación Ames de la NASA en California, reseñó Daily Mail.

Añadió que se necesita mucho más que agua para que un planeta sea habitable. Pero no deja de ser emocionante que dicho dato haya sido capaz de calcularse por los científicos de la NASA.