Overdrive Test Drive: Toyota Corolla Hybrid 2020

¿Alguna vez has querido un Prius sin tener que cargar con todos los estigmas de conducir un híbrido o no puedes lidiar con un estilo tan radical?

Toyota parece haber escuchado tus plegarias y es por eso que por primera vez el Corolla Hybrid llega al mercado estadounidense.

En su versión híbrida, el Corolla está disponible exclusivamente en el modelo LE que sería equivalente a un modelo intermedio en la línea convencional. Irte por el híbrido requiere sacrificar el techo corredizo, asientos en piel (sintética), aros de 18 pulgadas entre otras cosas que llenan mucho los ojos pero no son estrictamente necesarias. Sin embargo, esenciales como alumbrado LED tanto frontal como trasero, pantalla táctil de 8 pulgadas con Apple CarPlay y encendido sin llave son equipación estándar en el Corolla Hybrid además de que promedia alrededor de 20 millas por galón adicionales en comparación a un Corolla convencional equipado con el 1.8 litros. El Toyota Safety Sense 2.0 con varias asistencias al conductor también está incluído como en el resto de la línea e incluye frenado automático de emergencia y alerta de salida de carril.

carro

El exterior no se distingue en prácticamente nada al Corolla convencional con dos excepciones: los aros de 15 pulgadas con tapabocinas aerodinámicos del híbrido y los habituales emblemas Hybrid. De todas formas, ante los ojos de la mayoría pasará bajo el radar y es todo lo opuesto a un Prius que es llamativo. La misma historia ocurre en el interior aunque aquí tiene aún menos diferencias, si alguna. Como se espera de un auto fabricado en Japón, la calidad del ensamblaje es excelente y hasta cerrar la puerta deja una nítida sensación de solidez, no será lujoso pero todo está muy bien puesto en su lugar. Los asientos son cómodos y hay espacio razonable en el asiento trasero, solo le falta una ventanilla de aire acondicionado.

El Corolla Hybrid utiliza todos los componentes principales del Prius, comenzando por la arquitectura global TNGA-C y el tren propulsor “Hybrid Synergy Drive”. El motor de combustión es un 4 cilindros de 1.8 litros, este técnicamente el mismo motor del Corolla básico convencional con la diferencia de que trabaja en el ciclo Atkinson ultra eficiente y utiliza pistones de muy alta compresión. Produce 98 caballos de fuerza por su cuenta se combina con un motor eléctrico de 71 caballos de fuerza para un total de 121 caballos de fuerza y 105 libras-pies de torque. La transmisión es una continua variable electrónica o “eCVT” que funciona de manera distinta a una CVT tradicional e involucra un pequeño motor eléctrico montado entre el motor de gasolina y transmisión.

PODCAST ALERT: Pulsa aquí y así te educas más de cuestiones automotrices y otros gocitos…

motor

Una batería de Nickel-Metal Hydride (Ni-MH) y 1.3-kWh de capacidad está montada debajo del asiento trasero sin quitar espacio para las piernas ni de carga. Si estás considerando un híbrido estoy seguro que esos no son los números que realmente te interesan y más bien buscas los de millas por galón. La EPA estima el consumo de combustible en 53 millas por galón ciudad, 52 autopista y 52 combinado. En condiciones ideales (tal vez demasiado ideales) llegué a ver unas estratosféricas 76.1 millas por galón pero números en los altos a medios 50 bajo condiciones de manejo normales y rutinarias son mucho más realísticos. No importa las condiciones y hábitos de manejos, los conductores o dueños de un Corolla Hybrid pueden esperar recorrer al menos 500 millas con un tanque. La aceleración naturalmente no es el punto fuerte pero el torque instantáneo del motor eléctrico ayuda mucho en el arranque inicial y hace que se sienta hasta cierto punto más potente de lo que realmente es. El resto del manejo es típico Corolla; aprecié la dirección más comunicativa de lo que esperaba además de lo absorbente y refinada que se siente la suspensión. Habiendo dicho eso, si buscas emoción en tu Corolla, un SE con transmisión manual de 6 velocidades te dará una experiencia más satisfactoria en ese aspecto.

El Corolla Hybrid no solo me parece la mejor versión del Corolla actual, también es una de las mejores compras por debajo de $30,000 siempre y cuando la eficiencia de combustible, calidad y seguridad estén en tu lista de prioridades. Todas las cualidades que han hecho del Corolla el auto más vendido de la historia están presentes en el Corolla Hybrid. El precio sugerido de $27,045, lo que representa $2,125 por encima de un LE equivalente y me parece una diferencia razonable por un auto superior. En mi opinión, Toyota debería añadir a la línea un modelo de Corolla Hybrid más equipado para atraer a una gama más amplia de compradores que quizás no estén tan dispuestos a escoger entre los beneficios del híbrido y las “chulerías” del convencional. Esto aunque se pierdan algunas millas por galón en el proceso, que es el principal objetivo en primer lugar. Si estás en el mercado por un Corolla, mi mejor recomendación es que antes de tomar una decisión hagas el estudio a ver si el híbrido se ajusta a ti.

Mira más de Overdrive News y su querube automotriz Guindín pulsando aquí