Murió y sus creyentes decidieron momificarlo en oro

 

Un venerado monje chino ha sido momificado y cubierto en una hoja de oro, una práctica reservada para hombres santos en algunas áreas con sólidas tradiciones budistas.

El monje, Fu Hou, murió a los 94 años en 2012 después de pasar gran parte de su vida en el templo Chongfu en una colina de la ciudad de Quanzhou, en el sureste de China, de acuerdo con el abad del templo, Li Ren.

El templo decidió momificar a Fu Hou para honrar su devoción al budismo, que comenzó a practicar a los 17 años y como fuente de inspiración para los practicantes de la religión que fue llevada desde subcontinente indio hace unos 2.000 años.

sopapspanispanchpuer4-b0d014568817ae8affebe098a5322ff6.jpg
(Chinatopix vía AP) NO PUBLICAR EN CHINA

Inmediatamente tras su muerte, el cuerpo fue lavado, tratado por dos expertos en momificación y sellado dentro de una enorme vasija de cerámica en posición de sentado, agregó el abad.

Cuando la vasija se abrió hace tres años, el cuerpo del monje estaba intacto y sentado en posición recta, con pocos indicios de deterioro más allá de la piel seca, dijo Li Ren.

sopapspanispanchpuer3-4f6f2d2f81c025e11b9fd6bac47bc4dc.jpg
(Chinatopix vía AP) NO PUBLICAR EN CHINA

El cuerpo entonces fue lavado con alcohol y cubierto con capas de gasa, laca y hojas de oro. También fue vestido y se mandó pedir una vitrina de vidrio para la estatua que será protegida con un dispositivo antirrobo, según reportó la prensa local.

La creencia budista local es que solo el cuerpo de un monje realmente virtuoso permanece intacto después de ser momificado, según la prensa.

sopapspanispanchpuer2-e0dfad6cda24806eca3552de2ee14562.jpg
(Chinatopix vía AP) NO PUBLICAR EN CHINA

"El moje Fu Hou ahora está siendo colocado en la montaña para que la gente lo venere", dijo Li Ren.

chinamummifiedmonkpuer-638ee9c5fecd33dfc8ea5aa7d0f3ae11.jpg
In this photo taken April 16, 2016, abbot Zhen Yu places a robe on the mummified body of revered Buddhist monk Fu Hou in Quanzhou city in southeastern China&#39s Fujian province. The monk, who died in 2012 at the age of 94, was prepared for mummification by his temple to commemorate his devotion to Buddhism. The mummifed remains were then treated and covered in gold leaf, a practice reserved for holy men in some areas with strong Buddhist traditions. (Chinatopix via AP) CHINA OUT