Supremo no se mete en caso Rosselló y permite que sea cabildero de la estadidad

En una decisión 3-2, una Sala Especial de Verano optó por sostener el dictamen del Tribunal de Apelaciones

La mayoría de un panel de cinco jueces del Tribunal Supremo se opuso a que el pleno atendiera las peticiones de certiorari que buscaban revocar al Tribunal de Apelaciones en su fallo sobre la elección de Ricardo Rosselló Nevares, por lo que el exgobernador permanecerá en sus funciones como cabildero de la estadidad.

De la resolución emitida esta mañana se desprende que los jueces asociados Mildred Pabón Charneco, Edgardo Rivera García y Roberto Feliberti Cintrón se opusieron a los recursos que presentaron en pasados días los comisionados electorales del Partido Popular Democrático y el Proyecto Dignidad.

De la Sala Especial de Verano, solo la jueza presidenta, Maite Oronoz Rodríguez, y el asociado Luis Estrella Martínez señalaron que hubieran expedido el certiorari y atendido el caso.

Pendientes para ampliación