Kim Kardashian y Kanye West: se fueron a janguear y ya están diciendo que volvieron

Ambos anunciaron su separación tras siete años de matrimonio.

Todo parece indicar que Kim Kardashian y el rapero Kanye West ha decidido darle una nueva oportunidad a la relación. La expareja y padre de cuatro niños, anunció su divorcio meses atrás pero se han vuelto inseparables y hasta derrochan elogios uno al otro.

Los rumores se volvieron más insistentes cuando se confirmó el fin del romance del rapero con la modelo Irina Shayk, con quien se le relacionó luego de ser fotografiados en una cabaña romántica en Francia. El músico y empresario estaría listo para recuperar a su familia y a Kim, con quien fue visto cenando en un restaurante lujoso en Malibú.

Los paparazis enloquecieron cuando la pareja fue vista en un restaurante en California. La socialité además asistió a los pasados conciertos de su exesposo quien lanzó su nuevo disco "Donda". "Ella aceptó su invitación a almorzar porque ahora están en el punto en el que pueden pasar el rato", expresó una fuente citada por People.

"Vinieron com una familia normal que estaba aquí para divertirse. Tenían poca seguridad y ni siquiera tenían niñera" dijo una fuente a Us Weekly. La estrella de los realitys además ha recurrido a su expareja para asesorarse sobre negocios, en especial para su marca de ropa Skims.

Kim Kardashian y Kanye West estuvieron casados durante siete años, durnate los cuales se convirtieron en padres de cuatro niños: North, Saint, Chicago y Psalm. Desde su separación, los famosos han procurado mantener una relación armoniosa y se les ha visto compartiendo en paseos, viajes y eventos.

Kim ha insistido en mantener una buena relación con Kanye, citó el medio estadounidense. "Entre los dos no hay resentimientos". Y aunque el rapero y empresario se expresó molesto en un principio por la solicitud de divorcio de la famosa, ahora toman decisiones amistosas que benefician a los niños, agregó.

Kim Kardashian ha expresado su apoyo a Kanye West. No solo apareció en su concierto de estreno vestida de pies a cabeza de Balenciaga si no que lleva en su vehículo el disco "Donda" el cual no deja de escuchar, tal como demostró en una reciente historia en Instagram.

Fue durante la última sesión del reality show "Keeping Up With the Kardashians" que la socialité se sinceró sobre la crisis en su matrimonio. Y aunque admitió que el rapero es un padre increíble y amoroso, aseguró que su prooridad es ser feliz.

"Honestamente ya no puedo hacer esto… ¿Por qué sigo en este lugar donde sigo atrapada durante años? Como él va, y se muda a un estado distinto cada año, y tengo que estar juntos para poder criar a los niños… Es mi tercer matrimonio y me siento perdedora, pero ni siquiera quiero pensar en eso, quiero ser feliz", cita Us Weekly.

Más adelante, la famosa empresaria aclaró que en su decisión de separarse no hubo un motivo único. "Creo que fue una diferencia general de opiniones sobre algunas cosas que llevó a esta decisión, y de ninguna manera querría que alguien piense que no lo dí todo o que no lo intenté".

Kim se ha mantenido enfocada en sus proyectos personales como la nueva colección de su marca de moda Skim, de la cual la top model Kate Moss es la imagen. La alianza surgió debido a la amistad entre ambas famosas, un detalle que Kardashian destacó para su línea de lencería.

"Conocía a Kate en 2014 a través de Ricardo Tisci y al instante me llamó la atención su destarado sentido del humor, su belleza auténtica y clásica y hemos sifdo amigas desde entonces. Es un ícono de la moda definiendo rtoda una generación de estilo".