¡Genio! Rubén Blades presentó un maratón de mazacote salsero en el Choli

Fue un espectáculo que no será olvidado.

El domingo, unos minutos antes de las seis de la tarde, comenzó la celebración del 50 aniversario del maestro Ruben Blades, en el Coliseo de Puerto Rico José Miguel Agrelot.

Plástico fue el tema que dio comienzo al show. Llegó una mega orquesta que solo tenían una misión: poner al público a bailar. Ante un excelente juego de luces, la fanaticada no dudo en ponerse de pie y hacer lo propio.

Éxitos como Dime, Ligia Elena, Juan Panchanga y Decisiones, deleitaron a la multitud, por solo mencionar algunos que fueron de los favoritos del público. Rubén tomó un momento entre cada tema para dar datos biográficos del mismo, ya sea dónde se grabó o en dónde se cantó por primera vez. Con su gran dominio de escena, nos dio un recorrido por la historia, a través de lo 50 años que lleva en la música.


Un momento nostálgico sucedió antes de cantar el tema "Amor y control", donde Rubén explicó que luego que su señora madre falleciera habían dejado de tocar el tema en los show.

"Siempre que intentábamos ensayar el tema todos los músicos se ponían a llorar", comentó Rubén al público, señalando que ya tiempo después volvieron a ensayarla y les salió, y desde entonces la volvieron agregar al show.

El gran Luis "Perico" Ortiz pasó por la tarima para deleitar al público con su trompeta, entre otros grandes músicos que acompañaron al maestro durante el show.

También sacó un momento para rendir un tributo a Héctor Lavoe interpretando "El Cantante". Parejas jóvenes, parejas más mayorcitas, hijos con sus madres, padres con sus hijas hicieron de los pasillos del Choliseo un gigante salón de baile. Todo era gozo y risas.

Aunque el show duró casi cuatro horas, el público seguía aplaudiendo y cantando a coro sus temas favoritos. En conclusión, el concierto fue como ver un documental del maestro Rubén Blades, completamente en vivo. Definitivamente, fue maravilloso.

Chequea esta galería de imágenes del concierto: