Flor intentó poner en cintura al Resi y al Gabbuh, pero... (VIDEO)

El amor maternal todo lo puede.

Sin duda alguna, Flor Joglar es una prócer moderna a quien le ha tocado la sublime encomienda de tener que bregar con un combete que no para de chavar porque, bueno, porque sí.

Primero, tiene que lidiar con el confeso subnormal que apodan Residente, y a quien en los quioscos de la Placita Roosevelt lo conocen porque aún debe dos pastelillos de chapin de las fiestas de 1993 de Roosevelt en las que Andy Montañez se quedó sin voz de tanto Dewar's con coco que fluía en aquella época.

Por si fuera poco, le tocó también parir y criar a Gabriel 'Gabbuh' Cabra, un joven que ahora busca ser un ente de luz, pero que el exceso de mugre en su pasado – especialmente de cuando derrotó siete veces corridas a Juan 'Che Copete' Botta en un juego de esqueleto en 1995 – aún lo persigue por doquier.

Sí, porque Ileanita y Milena son unos ángeles, pero estos dos…

Nada, que Flor – un alma noble que le envió corazanadas divinas a la gran Malgó de Sandín, cuando ésta cayó en el hospital – fue la invitada especial en el programa de educación continua que se llama 'El Influencer', donde estos dos charlatanzongos se sirvieron con el cucharón haciendo monerías y en un gozo inédito.

Se pusieron las botas montándosela, pero vean esto hasta lo último, porque para Flor la venganza fue dulce: le botó una cerveza de esas de 12 pesos a René pa' deje ya la pocavergüenza.

Nada, aquí está el Influencer, pa' que juzgue usted el nivel de charlatanería de estos dos mozalbetes trujillanos. ¡Flor, huuuuyeeeee!