Cositas que puedes hacer pa’ que pases la cuarentena relax

Que días más intensos estos…

Hace varias semanas, todo era risas y diversión con el tema del coronavirus, pero cuando cruzó el charco la intensidad de memes bajó y apretamos el botón del pánico y el botó n del culo.

Luego de la cuarentena y toque de queda impuesto por Titi Guandi, a los boricuas no les quedó de otra que irse pa’ la casa hasta finales de marzo. Siempre hay un morón que no sigue instrucciones y que cree que es tremenda idea irse a novelear por ahí, y por culpa de esos muchachitos ahora también nos amenazaron con espetar una Ley Seca (¡que esto no suceda, por amor a Dios!).

Estar guarda’o en tu casa no es fácil, ya que con el corre y corre en el que vivimos, estamos acostumbrados a pasar más tiempo en la calle que en nuestros hogares. Tenemos que quedarnos adentro de nuestras residencias, porque aunque usted no tenga síntomas no puede exponerse a coger el COVID-19 y pegárselo a nuestros doñitos y personas con alto riesgo.

En El Calce los queremos saludables y entretenidos, así que vamos a darle algunas sugerencias para pasar estos sabrosos días en el calabozo de tu hogar.

corona meme

-Conviértase en un campeón de STOP: ¿cuándo fue la última vez que te sentaste a compartir con tu familia sin estar metío en el fucking celular? La tecnología nos ha dado grandes cosas, pero también nos ha hecho perder el contacto con las personas, incluso, con nuestra misma familia. Este es el momento perfecto pa’ coger un par de hojas en blanco, varios bolígrafos y meterle al juego STOP con los tuyos. No solo te mantendrás usando la chola por una hora (algo que mucha gente no hace ni diez minutos al día), sino que también podrás tener una sana discusión con tu familia, mientras los insultas porque hay alguien haciendo trampa. No le digo que jueguen Monopoly o UNO porque esos juegos siempre terminan en desgracias.

-Monta un playlist del fin del mundo: si el mundo se está acabando, que te coja bailando. Vete a cualquier app de música y móntate una lista con las canciones para escuchar antes del apocalipsis zombie. No te decimos que te vas a sentir mejor, pero por lo menos te vas a entretener un ratito escuchando esas canciones de maleanteo que sacan el títere que vive en ti.

almighty

-No tengas sexo, mejor ve pornografía: sabemos que esto no le va a gustar al siervo Almighty, pero aquí to’ el mundo ve porno. Aprovecha estos días para analizar el arte de hacer una buena película con contenido para adultos, y si te da la calienturri, pues haz lo que tengas que hacer menos tener sexo porque en ocho meses te vas a arrepentir, pana mío. El coronavirus solo dura unas semanas en tu cuerpo, pero una pensión de Asume te clava por años.

-Es el mejor momento pa’ que le metas a la lectura, pana mío: siempre has dicho que quieres leer más, pero que el tiempo no te da porque tienes mil cosas en tu diario vivir. Ahora es el momento pa’ que cojas esos libros que tienes acumulando hongo, y te pongas a nutrir el cerebro. No tienes excusa porque hay libros para cada tema, así que sal de Twitter y ponte a descubrir cosas nuevas. By the way, chequéate “La revolución estadista” 😉 en Amazon, papeh.

-Dale paleta a Netflix como si fuera la última vez: le pasa a mucha gente que cada vez que van a ver Netflix, se tardan tres horas buscando lo que quieren ver sin llegar a algo. Este es el momento de perder tiempo leyendo cuanta sinopsis, y a la misma vez consumiendo las malditas películas que nunca ves. Sácale el jugo a esos chavitos que pagas por la membresía… digo, sácale el jugo al pana que paga la membresía y que tú le cacheteas la cuenta.

ricky

-Conviértete en periodista ciudadano y averigua bochinches en Instagram: la farándula de Pe Erre nunca se cansa de hacer papelones, así que si estás cansado de los chismes viejos de La Comay, vete pa’ Instagram para que observes el drama que nuestras figuras públicas (especialmente reguetoneros y modelos) siempre tienen. Te prometo que te vas a divertir con nuestras figuras públicas comportándose como nenes de high school.

-Ponte a limpiar la casa, so puerco: llegó el momento que tanto esperabas, ese que siempre deseaste y que comentabas “cuando tenga tiempo, voy a limpiar todo este reguero”. Pues llegó lo que tanto deseabas y tiempo tendrás de más para darle vida a la covacha era donde resides. Ponte serio, siervo, y vamos a meter mano.