Músicos ofrecen alternativas para desarrollar la industria de la música

Destacados músicos puertorriqueños ofrecieron alternativas para desarrollar la industria de la música en Puerto Rico durante una audiencia pública de la Comisión de Turismo, Cultura, Recreación y Deportes y Globalización del Senado.

La comisión investiga los elementos para impulsar, fomentar y desarrollar la industria y crear en ella un producto exportable.

img2912749151687-927e13e09f3c1b7b382ddaabebba5b0c.jpg

El músico, instrumentista y compositor musical de Calle 13, Eduardo Cabra, conocido como Visitante, resaltó ayer la necesidad de hacer que la música en Puerto Rico sea accesible para los puertorriqueños y para los que nos visitan, y mercadear al país como un lugar costo efectivo "para que el artista que se fue, regrese a grabar sus producciones en la Isla".

"La inversión no es tanta, tenemos el recurso humano, es simplemente fomentarlo", sostuvo Cabra.

Añadió que "hay que hacer que la música vuelva a ser &#39cool’”.

Por su parte, el compositor, músico, cantante y productor Cucco Peña, hizo una exhortación a atender la institucionalidad cultural en Puerto rico.

"Ser puertorriqueño y ser salsero es una garantía de calidad", afirmó Peña.

plenalibre5-b60a4e7051b5006fba1ee164a532e271.jpg

Gary Nuñez, director de Plena Libre, insistió en la importancia de desarrollar una industria musical puertorriqueña que se fundamente en nuestras raíces como pueblo.

"La industria de la música, somos los músicos y los compositores, si no hay talentos, no hay música", expresó.

El senador Ramón Luis Nieves reconoció que es urgente atender el tema de la difusión: "La insistencia nos obliga a buscar la manera", refiriéndose a los planteamientos hechos por los deponentes a lo largo del proceso de audiencias públicas iniciadas la semana pasada, no si antes reconocer la aplicabilidad de las leyes federales.

En ese sentido coincidió el director musical y presentador del Programa Puerto Rico es Salsa, Joey Hernández, quien urgió retomar la base y la raíz de la industria de la música, que son la educación y la difusión.

Willie Rosario, músico y director musical, concurrió en la importancia de mercadear a Puerto Rico internacionalmente a través de la música.

maxresdefault-3313f250e0407463f051f562970226d8.jpg

Asimismo, Rosario opinó que es imperativo la enseñanza en las escuelas.

"Tenemos que mercadear a la Isla con la música, la salsa de fondo. Deben haber más lugares de baile para cuando los turistas vengan y así nuestra música va a perdurar y no se va a perder", manifestó.

El presidente de la Comisión, Antonio Fas Alzamora, destacó la necesidad de aumentar el tiempo de participación de artistas de música autóctona tradicional puertorriqueña en las actividades que realiza el gobierno, corporaciones públicas y los municipios.

Durante la audiencia pública, el director de la Asociación de Compositores y Editores de Música Latinoamericana, Alan McAbee, dijo que es necesario que se cumpla con la ley y exigir el pago de licencias por propiedad intelectual para que los compositores y autores puertorriqueños reciban regalías que le permitan desarrollarse.

bandmusicians4-773dbb76153730d1c51def4683dd5056.jpg

En tanto, la profesora de University of California, Berkeley y cofundadora de Do Good Artist – Do Good Music, Iris Fagundo, opinó que "cómo consumimos música ha cambiado. Donde se está generando es en eventos vivos interactivos donde se combinan el arte y las redes sociales. Se genera dinero para crear música para cine y video juegos. Se genera hasta el tema social no tan sólo para el músico, sino el factor social".

Fagundo, quien también ha realizado estudios sobre la industria en distintas ciudades, utilizó el ejemplo de Nashville donde la industria aporta a la economía cinco billones de dólares.

"Se ha creado un &#39hub’, todo amarrado a la música. Necesitas crear un ecosistema. Para crear un &#39music city’ hay que mirarlo macro. Necesitas la presencia de artistas recurrentemente. Que exista diversidad en los géneros de música aunque la autóctona sea la primordial. La creación de ese ambiente tiene que incluir una inversión. Que la gente sienta que hay un compromiso".I