Bad Bunny se curó y se retrató en las sombrillas de Bea

El ilustre y notorio conejo malo, Benito Antonio Martínez Ocasio, ya superó la sarna trapera que lo consume cada vez que le multiplica el gozo a los aborígenes antillanos y se fue a dar una vuelta por los adoquinados callejones del Viejo San Juan para tomarse una importante foto en el paseo de las sombrillas ejecutivas de la primerísima dama, Beatriz Rosselló.

View this post on Instagram

ya

A post shared by BAD | BUNNY (@badbunnypr) on

Don Benito, orgullo del municipio de Vega Baja y pupilo de Padillas's Pizzas, mostró sus hermosas piernas en señal de victoria. El pueblo y la ola mediática ya están rompiendo la red, pues el hijo prodigio de la música latina ya está bien y sumando billetes de cien.

¡Conejo, cuídate de la sarna!