VIDEO: Fanáticos Mets abuchean a Báez, pero lo aplauden tras impulsar carrera de la victoria

De villano a héroe

De ser el villano de la película, Javier Báez, se convirtió en el héroe y al final del día se volvió a ganar a los fanáticos de los Mets de Nueva York.

Báez fue abucheado en su turno al bate en la octava entrada, respuesta de los fanáticos a lo ocurrido el pasado domingo donde este le bajó el dedo al público por críticas a su desempeño.

Sin embargo, a los fanáticos no les quedó más que aplaudir cuando el boricua impulsó la carrera de la victoria en la novena entrada para darle la victoria a los Mets, 6-5 frente a los Marlins de Miami.

 

Javier Báez y Francisco Lindor se disculparon con los aficionados de los Mets después de que Báez reveló que el gesto de celebración en el pulgar hacia abajo era una indirecta a los aficionados de Nueva York que los han abucheado en medio de la mala racha del equipo.

Los peloteros puertorriqueños se disculparon menos de una hora antes del primer lanzamiento del duelo del martes ante los Marlins de Miami.

La disculpa llegó tras un duro comunicado del presidente Sandy Anderson el domingo, cuando repudió el gesto, además de una reunión de equipo el martes en el que los jugadores prometieron desistir del gesto.

“Mi intención no era ofender a nadie”, dijo Báez.

Lindor añadió: “Estuvo mal de nuestra parte".

Horas después de la disculpa, Báez fue abucheado a todo dar por los fanáticos cuando tuvo un turno de emergente en el octavo episodio. Muchos le bajaron el pulgar al batear y abucheándole hasta que recibió un pelotazo en la espinilla en cuenta de 2-2 y caminar a la primera base.

Lindor también fue abucheado previo a su primer turno y nuevamente tras ejecutar bien un toque de sacrificio.

Báez, de 28 años, llegó el 30 de julio proveniente de los Cachorros de Chicago y batea para .210, cuatro jonrones y .709 OPS en 17 encuentros. Los seguidores de los Mets lo abuchearon a él y a los demás durante un mes de agosto, en el que tienen una foja 8-19, para rezagarse en la carrera por los playoffs liderar al Este de la Liga Nacional casi tres meses.

Los jugadores comenzaron a aplicar el gesto del pulgar hacia abajo dirigido al dugout tras embasarse y otras buenas jugadas durante un serie en el Dodger Stadium entre el 20 y 22 de agosto.

“Cuando no tengamos éxito nos van a abuchear", dijo Báez el domingo. “Entonces van a ser abucheados cuando tengamos éxito”.

Lindor y el mánager Luis Rojas dijeron que creían que Báez había sido malentendido cuando dijo que los jugadores estaban abucheando a los aficionados.

“No dije que los seguidores son malos, amo a los aficionados, pero sentía que habíamos sido abandonados”, admitió Báez el martes.

“Contento de escuchar a nuestros jugadores disculparse con los fans”, dijo el dueño de primer año del equipo Steve Cohen en Twitter.

Elegido cuatro veces al Juego de Estrellas, Lindor fue adquirido en la pretemporada proveniente de Cleveland en el primer gran canje desde que Cohen adquirió a la franquicia.

Lindor firmó una extensión de contrato de 341 millones de dólares y 10 años para seguir en Nueva York, pero ha sido abucheado durante una campaña en la que batea para .224 con 11 jonrones y un OPS de .686.

Confía que el gesto no fracture su vínculo con la afición de un equipo con el cual está comprometido hasta 2031.

“Espero que esto no sea duradero porque no tuve la intención de ofender, faltarle el respeto a nadie", dijo.

Con información de AP