United le da a Atlanta su primer título deportivo desde 1995

Así finalizó el campeonato de la Major League Soccer (MLS).

(AP)

Finalmente, Atlanta tiene otro equipo al cual llamarle campeón.

El delantero venezolano Josef Martínez y el defensor argentino Franco Escobar firmaron goles, y el Atlanta United le dio a la ciudad su primer título desde 1995 con un triunfo el sábado 2-0 sobre Portland en la final de la Copa MLS.

Con el respaldo de la mayor asistencia en la historia de la franquicia, el United conquistó la corona en tan solo su segunda temporada en la liga y desencadenó una enorme celebración en una ciudad que ha pasado por muchos momentos deportivos para el olvido.

MLS

Martínez coronó la mejor campaña ofensiva en la historia de la NFL con su gol a los 39 minutos para poner al United al frente. Escobar añadió el gol del seguro a los 54 para convertir los últimos minutos del encuentro en una fiesta para despedir al entrenador argentino Gerardo “Tata” Martino, quien deja al equipo. De acuerdo a varios reportes, Martino asumirá la dirección técnica de la selección de México.

Atlanta es especial, su gente es especial, el equipo es especial”, dijo Martino. “Al cabo de un corto tiempo hemos podido lograr el éxito.

“Fue un desafío hermoso”, añadió, el ex entrenador de las selecciones de Argentina y Paraguay y del Barcelona. “No me arrepiento en absoluto por esto, que es un final feliz, de haber tomado este desafío. Es el mejor final”.

El dueño Arthur Blank levantó el trofeo, tan solo tres años después de que su otro equipo, los Falcons de Atlanta de la NFL, dejaron ir una ventaja de 25 puntos durante un colapso épico en el Super Bowl.

“Mi primera noche en mi nueva casa en Atlanta, me fui a la cama tras la primera mitad del Super Bowl”, dijo el defensor Jeff Larentowicz. “Me desperté y leí los titulares y no pude creerlo”.

Ahora, Atlante escribió nuevos titulares: “Campeones”.

MLS

Atlanta disfrutó de su primer título desde que los Bravos ganaron la Serie Mundial de béisbol en 1995, un lapso de 8,442 días, para los que no llevaban la cuenta.

“La mayoría de nosotros no somos de aquí, así que no sabemos el dolor que han tenido que sufrir”, dijo el capital de Atlanta Michael Parkhurst, al fin consagrándose en la MLS tras jugar en cuatro equipos que quedaron subcampeones. “Feliz de que pudimos salir victoriosos esta noche. Teníamos a muchos hinchas muy ansiosos y estresados”.

Después de un sorpresivo paso en la postemporada, los Timbers y su técnico venezolano Giovanni Savarese se quedaron cortos de su segundo título de la MLS después de conquistar el campeonato en 2015. Dejaron en el camino a Dallas y Seattle Kansas City en los playoffs, como visitantes en cada instancia, antes de caer en Atlanta.

“Estoy muy orgulloso del trabajo que hicimos durante toda la temporada”, dijo Savarese, quien cumplió su primera temporada al frente de los Timbers. “Poder haber alcanzado la final, tuvimos que medirnos contra varios rivales muy complicados”.

Desde que llegaron los deportes profesionales a Atlanta en 1966, el único otro equipo en conquistar un título también lo hizo sobre un campo de fútbol. Los Chiefs de Atlanta se alzaron con el campeonato durante la campaña inaugural de la Liga de Fútbol de Norte América.

AP

Aunque ese equipo sentó las bases, el Atlanta United llevó al deporte a niveles nunca antes vistos en Estados Unidos. El equipo rompió el récord de asistencia de la MLS en su primera campaña el año pasado, y después impuso una nueva marca esta temporada al promediar más de 53,000 espectadores, un nivel de respaldo que encajaría a la perfección en las ligas de Inglaterra o España.

Tan pronto como sonó el silbatazo final, se anunció un desfile de celebración por las calles de Atlanta el lunes.

“We Are The Champions” de Queen sonó por los altavoces del Estadio Mercedes-Benz.

El United mantuvo control de balón en terreno de Portland durante buena parte de la primera mitad.

Finalmente, los locales encontraron la llave. Como de costumbre, fue Martínez el que encontró el fondo de las redes tras un fallo del rival en su último cuarto de cancha.

Portland intentó despejar, pero el defensor Parkhurst se barrió y envió el balón en dirección contraria. Martínez controló en los límites del área, quedó solo frente al arquero Jeff Attinella, y el MVP y botín de oro de la liga definió sin problemas.

“Sentía mucha presión antes del partido”, dijo Martínez, autor de cuatro goles en los playoffs. “Mis vecinos tenían banderas cerca de mi casa y me dejaban mensajes debajo de la puerta”.

Los Timbers generaron sus mejores ocasiones en los últimos 45 minutos, el arquero de Atlanta Brad Guzan atajó todo.

Escobar se encargó de sentenciar. El volante paraguayo Miguel Almirón ejecutó un tiro libro que Martínez alcanzar a peinar. Cuando el balón parecía salir desviado, Escobar se deslizó cerca del segundo poste para empujarlo al fondo.