Una gesta histórica depende de apoyo del COPUR

Sylvette Pérez Figueroa es la primera timonel boricua que logra una clasificación panamericana en la modalidad Láser Radial

En el Club Náutico de San Juan hay una timonel boricua, natural de Arecibo, que comenzó a aventurarse en la disciplina de la Vela a partir de los 16 años, en medio de nuevas aventuras académicas y retos juveniles. Su nombre es Sylvette Pérez Figueroa,  la primera fémina en la historia que logra obtener boleto a los Juegos Panamericanos en la modalidad Laser Radial, pero cuya participación en Lima dependerá, según ha manifestado el Comité Olímpico de Puerto Rico (COPUR) en incontables ocasiones, de una garantía metálica.

La disciplina de la Vela fue la que le dio al COPUR su única medalla de oro en los Panamericanos de Toronto 2015. No obstante, Sylvette va en busca de algo más que una medalla. El impacto de su contribución, según le aseguró a Metro, pudiera enmarcarse en cada una de las niñas que siguen sumándose a este deporte, pues sobre el papel competitivo Sylvette no luce como una favorita clara.

“Yo logré esta clasificación sabiendo que no estoy muy favorecida para traer medallas. Yo entré en uno de los últimos cupos. Pero me gusta pensar que eso puede abrir puertas en el futuro, porque ahora mismo son varias las nenas que siguen llegando a la academia. Yo soy la primera mujer que adelanta en esta modalidad de Laser Radial, trabajo aquí mismo en la academia y entreno con todos los retos que atraviesa nuestra federación”, dijo.

Sylvette entrena bajo la tutela del medallista de oro en los Panamericanos de Mar del Plata 1995, el cubano Pedro Fernández, quien aseguró que la participación de su pupila sería una inyección muy positiva para impulsar la Vela en la isla.

“Esto ha sido un proceso lento, de mucho sacrificio, pero se logró dar este paso importante. El reto más duro es cumplir con las exigencias del COPUR, que es traer medalla. Pero definitivamente, buscamos que este logro de Syvette le abra el camino a más niñas con ganas de hacer deporte. Esa es la mentalidad a nivel internacional y por eso no perdemos las esperanzas de poder ir a Lima a pesar del escenario”, sostuvo el también olímpico en Atlanta 1996.

Hasta el 10 de marzo, el deporte de la Vela en Puerto Rico contaba con seis atletas clasificados a los Panamericanos. Sin embargo, la situación económica en la que se encuentra el deporte nacional mantiene en suspenso el futuro competitivo de deportistas como Sylvette, que pese a no contar con una carta de presentación que haga pensar en alguna aspiración al podio, el hecho de decir presente en Lima marca un precedente histórico para el país y su paradigma deportivo, donde la mujer sigue reclamando su espacio.

“Yo sé que la cosa no es fácil. Seguimos trabajando para mejorar y seguir creciendo. Ese es el objetivo siempre. Yo creo que de aquí a un tiempito se verán los frutos de esa participación. Cada día son más las niñas interesadas en esto. Espero que mi ejemplo sirva para seguir rompiendo con la idea de que hay deportes para nenas y deportes para nenes”, sentenció la atleta boricua.