José Berríos y la historia boricua en Opening Day

Será el primer boricua que abre un juego inaugural en las Grandes Ligas, desde 2005

El boricua José Orlando Berríos fue confirmado para ser el abridor en el juego inaugural de los Mellizos de Minnesota, cuando reciban la visita de los Indios de Cleveland este próximo 28 del corriente.

El derecho, que viene de un 2018 grande, será el primer lanzador del patio que recibe el privilegio de iniciar el primer juego del año desde que Javier Vázquez inició el primer compromiso de los Diamondbacks de Arizona en la campaña de 2005.

Berríos, de 24 años, será el segundo lanzador boricua que inicia un partido inaugural en las últimas dos décadas. No obstante, son varios los puertorriqueños que sobresalen en el listado histórico.

Rubén Gómez fue el primero, en 1958, cuando le lanzó una blanqueada a los Dodgers de Los Ángeles en uniforme de los Gigantes de San Francisco, franquicia para la que jugó por espacio de seis temporadas. Juan “Terín” Pizarro hizo lo propio liderando a los Medias Blancas de Chicago en la campaña de 1962. El santurcino lanzó un juego completo ante los Angelinos de Los Ángeles y solo permitió una carrera limpia.

Unos cuantos años más tarde, John Candelaria también se apuntó una blanqueada en la apertura de la temporada de 1978, defendiendo los colores de los Piratas de Pittsburgh. Candelaria pintó de blanco a los Cachorros de Chicago, donde militaban los también boricuas Héctor Cruz, Iván de Jesús y Willie Hernández. Sepa usted que Candelaria también abrió el primer juego de los Piratas en 1983, lanzándole todo el camino a los Cardenales de San Luis y ponchando a diez bateadores.

En la década de los 80, José Guzmán, con los Vigilantes de Texas, se apuntó una victoria en el partido inaugural, luego de completar ocho capítulos en la loma y limitar la ofensiva de los Azulejos de Toronto a tres rayitas.

En la década de los 90 fueron varios los lanzadores que recibieron la bola en el primer choque de la temporada de las Mayores. Ricky Bones lo hizo en 1995 y 1996 en uniforme de los Cerveceros de Milwaukee. Asimismo, Jaime Navarro lanzó ocho entradas en el primer partido de los Cachorros en la temporada de 1996. En 1997 y 1998, el bayamonés también inició el primer juego del año, pero para los Medias Blancas.

Además de la apertura en 2005 con los Diamondbacks, Javier Vázquez también inició el primer juego de la temporada en las campañas de 2001 y 2002 con los desaparecidos Expos de Montreal. Vázquez y Navarro, con tres cada uno, son los dos lanzadores boricuas con más aperturas de día inaugural en la historia.

En su debut el año pasado, Berríos completó una blanqueada contra los Orioles de Baltimore y se apuntó seis ponches, en el primero de dos juegos completos que lanzaría en 2018. En su tercera temporada en las Grandes Ligas, el bayamonés finalizó con efectividad de 3.84, marca de 12-11 y 202 ponches.

En lo que va de pretemporada, Berríos acumula dos aperturas, con registro de 1-0, tres carreras permitidas (dos cuadrangulares), dos ponches y dos boletos gratis en 4.1 entradas trabajadas.