Javier Báez, el más que batea para la banda contraria

Siete de sus 11 jonrones se han ido por el lado opuesto

Cuando Javier Báez vino a Puerto Rico para jugar con los Cangrejeros de Santurce en la temporada 2014-15 de la Liga de Béisbol Profesional Roberto Clemente (LBPRC), se ponchó en 21 de sus 43 turnos oficiales. En las gradas del Estadio Hiram Bithorn se ganó un apodo muy particular: “el Abanico”.

Curiosamente, aquel Javier Báez se encargó de asumir la responsabilidad de mejorar su juego y al día de hoy es la principal voz ofensiva de los Cachorros de Chicago en las Grandes Ligas, liderando al equipo con .322 de promedio de bateo y 11 jonrones luego de 40 partidos. Ya los buenos fanáticos de Santurce no reciben aquel vientito del que tanto se quejaron, pero vale la pena contextualizar el éxito de “el Mago” en esa memoria.

De batear para .233 en aquel primer año en la LBPRC, el de la Ciudad del Chicharrón ha logrado posicionarse entre las principales figuras del mejor béisbol del mundo y, en el 2019, hay un detalle muy particular que vale la pena destacar: es el que más batea para la banda contraria en todas las Mayores.

Para que usted tenga una idea, de las 119 pelotas que Báez ha conectado esta temporada, 43 han sido para la banda contraria. Eso, en términos porcentuales, representa un 36.1% de los batazos del campocorto de los Cachorros.

Sepa que solo 16 peloteros registran al menos un 30% hacia la banda contraria. Entre ellos, Corey Seager, de los Dodgers de Los Ángeles; Jean Segura, de los Phillies de Filadelfia; y Ronald Acuña Jr., de los Bravos de Atlanta. 

Además, 28 de los 55 imparables de Báez este año han sido hacia el lado contrario. Es el líder indiscutible en este renglón, con diez hits más que Michael Brantley, de los Astros de Houston, que ubica segundo con 18. Incluso, siete de sus 11 cañonazos se han ido por la banda contraria, lo que lo hace el bateador que más veces se ha ido para la calle por su lado contrario.

Estos detalles se suman al hecho de que Báez sostiene una línea de 13 juegos seguidos dando hit. El boricua ha pegado imparable en cada uno de los juegos de su equipo en el mes de mayo. Y claro, eso ha sido parte fundamental del éxito de la novena de la Ciudad de los Vientos, pues hasta el martes habían ganado diez series consecutivas y 13 de sus últimos 15 juegos.

Báez batea .364 (20-55 turnos oficiales), con nueve extrabases (.600 SLG) y ocho carreras anotadas durante su buena racha de mayo. Asimismo, ha sido designado como el campocorto oficial de los Cachorros, a pesar de que ya regresó a acción Addison Russell, quien había sido suspendido por una acusación de violencia doméstica.

En cuanto a los números generales, Báez figura empatado en la novena posición del departamento de cuadrangulares, junto a Nolan Arenado, de los Rockies de Colorado. Ambos se han ido once veces para la calle. En carreras remolcadas, también figura noveno con 29, empatado con su compañero de equipo Anthony Rizzo y Ketel Marte, de los Diamondbacks de Arizona. Entretanto, en porcentaje de bateo ubica séptimo, con su .322.

Por lo pronto, queda esperar cómo sigue el desarrollo del 2019 para Báez, quien, definitivamente, promete dar la batalla para el premio de Jugador Más Valioso por segundo año seguido.