Barea: “Vamo’ a partir esto y vamo’ a volver a jugar con la selección”

José Juan Barea tiene cría y por eso el reto de recuperarse de una peligrosa lesión en el talón no lo intimida.

 

José Juan Barea sabe que, a pesar de haber ya superado muchos retos en su vida, le queda el desafío más grande de su carrera.

Barea salió ayer del quirófano tras ser operado en el talón de su pie derecho y se prepara para una recuperación ardua. Según los expertos médicos, volver a entrar en condición de juego después pudiera tomarle de 12 a 14 meses. Barea tiene 34 años de edad y es agente libre, por lo que debe entenderse que esta lastimadura pudiese ser crítica y definitoria en su carrera. ¿Volverá a jugar baloncesto? A él no le cabe duda que lo hará y que será defendiendo de nuevo la franela de los Mavericks de Dallas y, sobre todo, de la selección nacional de Puerto Rico.

barea

“Yo todavía estoy pensando como jugador. Quiero recuperarme lo más rápido posible. Le doy gracias a mi familia, a mis coaches, a toda la gente que me apoya, a los que saben que yo voy pa’ encima. Mi mentalidad es la de ‘vamo’ a partir esto y vamo’ a volver a jugar con la selección”, manifestó en entrevista con El Calce apenas minutos después de ser operado.

Según indicó el armador mayaguezano, ha conversado bastante con su amigo Mark Cuban, dueño de los Mavericks, y con otros miembros de la gerencia de la franquicia sobre lo que será su futuro con el equipo.

“Con Mark yo he hablado y no tengo duda de que me van a dar otro contrato y me van a ayudar hasta que vuelva a jugar. Ellos saben que yo soy un guerrero y que voy a estar haciendo lo imposible para volver a la cancha”, apuntó el jugador, cuya cría nunca ha estado en discusión, más después de alcanzar la NBA como agente libre tras no ser escgido en el sorteo de novatos de 2006, y ayudar a Dallas a ganar un campeonato en 2011.

“Me acaban de operar y sé que lo que viene es un reto, pero, como te digo, me alimento del respaldo de la fanaticada, de mi familia, de la gente en Dallas, de la gente en Puerto Rico. Eso me tiene contento, más después de saber que la operación fue todo un éxito”, señaló el capitán de la selección nacional.

Es que cuando usted está acostumbrado a ser el más chiquito en la cancha en el baloncesto de más alto nivel, son pocas las cosas a las que le tiene temor. Es más, Barea enfatizó en que “como siempre, yo escucho lo positivo, le presto atención a eso, ¿a qué más?”.

barea

“Yo nunca he escuchado lo negativo y nunca lo voy a escuchar”, subrayó.

“A mí el básquet me gusta demasiado para dejar que algo así termine carrera. Y tengo un buen sistema de apoyo que siempre me respalda”, agregó el canastero, quien previo a la lesión era mencionado a la hora de buscar cuál es el mejor sexto hombre de la NBA.

Barea puntualizó que “todavía yo me siento bien y voy a hacer todo lo posible por seguir disfrutándome esto, el baloncesto”.

“Yo he tenido tremenda carrera y este año es cuando más lo he disfrutado. Yo quiero volver a jugar. Y quiero volver a jugar con Puerto Rico, no importa lo que pase. Sé que Puerto Rico va a clasificar y estaré apoyándolos. Pero yo quiero volver a jugar baloncesto”, añadió.

Barea se lastimó el pasado viernes cuando sufrió el desgarre al caer al tabloncillo tras completar un tiro en penetración. La lesión llegó al poner su pie derecho sobre el piso. Un examen de resonancia magnética realizado el sábado confirmó la magnitud de la lastimadura. No es la primera vez que Barea enfrenta este tipo de lesión, pues ya le había tocado reponerse de la misma en el inicio de su carrera con los Mavericks.

Antes de su lesión, Barea registraba una de las mejores temporadas de su carrera, estadísticamente hablando. Promediaba 10.9 puntos, 5.6 asistencias y 2.5 rebotes por partido en 38 juegos.

En las ventanas FIBA, Barea ha jugado en cuatro partidos, en junio y septiembre del pasado año. Con Puerto Rico en esos juegos, Barea promedió 17.3 puntos y 6.5 asistencias, mientras que Borinquen mantiene récord ganador de 3-1 con él en uniforme. Puerto Rico juega dos partidos de la próxima ventana FIBA en su casa, el coliseo Roberto Clemente: el 22 de febrero ante Argentina y el 25 de febrero ante Uruguay. De vencer a Uruguay ya Puerto Rico clasificaría para el Mundial FIBA en China, que se celebra del 31 de agosto al 15 de septiembre y en el que Barea no verá acción debido a su lesión.