¡Qué alivio! Aparte de un chichón, el tobillo de Correa estará chuchin pa' los playoffs

Unas radiografías al tobillo de Correa salieron negativo a lesión severa

Carlos Correa (AP) - Carlos Correa (AP)

Dusty Baker lo confiesa: "Estábamos asustados".

Hoy, gracias a todos los dioses, los Astros suspiraron de alivio cuando el resultado de los rayos X que le hicieran hoy en su tobillo izquierdo salieron negativo a lesión severa.

Carlos Correa (AP)

Correa tuvo que ser asistido para salir del terreno de juego anoche luego de que la pelota le pegara en el tobillo izquierdo durante la sexta entrada de una victoria de los Astros de Houston sobre los Vigilantes de Texas, 4-1.

Correa se tiró al suelo tan pronto la pelota le pegó, y no se movió por minutos antes de que Baker, manager de los Astros, y el entrenador atlético Jeremiah Randall salieran del dugout a ver cómo estaba. Randal y el guardaboques Josh Reddick ayudaron a Correa fuera del terreno de juego, mientras éste intentaba evitar pisar con la pierna.

Carlos Correa (AP)

El diagnostico de Correa fue el de una contusión ósea (bone bruise). Seguramente, necesitará algunos días para recuperarse, considerando cuánto dolor sienta, pero los Astros se salvaron de una lastimadura que se pensaba que era peor, considerando que están a dos semanas de la postemporada.

Los Astros curiosamente recibieron de vuelta ahora a Jose Altuve para esta serie con los Rangers.