Urge rescatar el Departamento de Trabajo Social en la UPR-RP

Una estudiante de Trabajo Social se manifiesta en nuestra sección de comentario sociopolítico ¡¿Politiqué!?

Desde el 2018 soy estudiante de bachillerato en el Departamento de Trabajo Social en la UPR Río Piedras. Comencé a participar de reuniones, manifestaciones, colaboraciones, actividades curriculares y extracurriculares que me han permitido desarrollarme académica y profesionalmente. Para ese mismo año, el programa fue acreditado por los próximos ocho año que les ha permitido continuar formando trabajadores sociales, cuyos frutos se han reflejado en la participación del estudiantado en foros, internados dentro y fuera del país, admisiones a universidades prestigiosas y congresos, recientemente el de Trabajo Social con grupos.

El bachillerato brinda oportunidades de pre-prácticas con individuos, familias y comunidades, que le permiten al estudiante adentrarse en el campo. Cabe destacar, que es el único programa a nivel de bachillerato en Trabajo Social que brinda este tipo de experiencias, lo cual nos coloca en una posición competente en la formación de Trabajadores Sociales. Cuenta con la única Asociación de Estudiantes de Trabajo Social (AETS) a nivel de bachillerato, la cual he tenido la oportunidad de involucrarme como Secretaria de Actas y actual Presidenta. Dicha organización estudiantil ha permitido aportar al desarrollo del estudiantado desde el impacto directo a la niñez, la juventud, defensa de los derechos humanos y la justicia social en la que se enmarca nuestra profesión.

La oferta académica ha contado con profesores de basta experiencia académica y profesional, como pasados y recientes Presidentes/a del Colegio de Profesionales del Trabajo Social, la Federación Internacional del Trabajo Social y la Junta Examinadora. Así como con profesores que aportan a la investigación social y herramientas para fortalecer la práctica de la profesión en Puerto Rico.

Actualmente, el Departamento de Trabajo Social ha sido sostenido con una profesora a tiempo completo, quien se acogió a jubilación recientemente. Un 87% de la oferta académica al presente se basa de profesores a tiempo parcial. Sin contar que muchos profesores/as no han recibido su pago correspondiente a pasados semestres. Lo cual debilita el programas y limita las oportunidades del estudiantado en su formación como profesionales.

He representado y sido activista por mi profesión, la UPR y el Departamento de Trabajo Social en diversos espacios, y esta ocasión no será la excepción. No es posible alcanzar otros horizontes como estudiantes y futuros profesionales, si no defendemos el programa que hace posible nuestra formación sólida como Trabajadores Sociales. Pertenezcas o no a este programa, la UPR es un servicio esencial, el Trabajo Social es indispensable para hacer posible la transformación del país.