#TodosSomosSoniaValentín

“¿Qué es? ¿Qué somos autistas aquí?”, fue el comentario de Sonia Valentín que provocó que los súper héroes boricuas cogieran su iPhone y arremetieran contra esta mayagüezana en las redes sociales.

soniavalentin2-e72dee4645da40bd6bd96ff1b8fd2ed2.jpg

Todos sabemos que la jaquetona de barrio de la Valentín no quiso ofender a nadie con este comentario. No la conozco y mucho menos la defiendo, pero vamos analicemos…

Cuántos peyorativos sin ánimos de ofender a nadie usamos a diario? “Ay que se mueva ese GORDO o JIRAFA o LECHÓN o CERDO o MAMUT que no veo el concierto”. “Y ese tipo vestido con ropa tan apretada, parece PATO”. “Esa nena está tan FLACA o JALÁ o JODÍA, debe estar enferma”. “Michelle “Obama parece de la película del Planeta de los SIMIOS”, dijo Rodner Figueroa algún día y lo botaron como bolsa de la Cadena Univisión.

¡Alto! Hablemos de Rodner. Te apuesto que has dicho alguna vez: “Es negra, pero es linda” [está la escuché mucho cuando ganaron las beldades de color en Miss Universo 1998, 1999 y 2011], “a mí no me gustan los NEGROS pero me atrevo”o “mira ese NEGRO parece un MONO o SIMIO o GORILA ”. Todos de vez en cuando hemos tirado un comentario así en un jangueo o en una conversación pelona con nuestros panas.

No justifico ninguno de estos comentarios y me parece que está mal, pero en la vida tenemos que ser realistas y no pedir que linchen a una persona por decir un comentario tan común. Sí señores, común. No sea hipócrita y chango.

Seguimos con la Sonia. Tras el ataque de todos lados que recibió, la “manda más” de Entre Nosotras pidió una disculpa a las personas con autismo, sus familiares y la gente que se sintió ofendida por su comentario. No conforme con esto, las personas en las redes sociales, que se creen dioses del Olimpo para juzgar a las personas de los medios con les da la gana, siguieron cayéndole encima y pregonaban que no aceptaban sus excusas.

Mira señor o señora, si jodió tanto para que esta hablara y pidiera disculpas por qué demonios sigue atacando y embarrándose en el mismo lodo, si ya logró lo que quería. ¿Qué quiere que la saquen del programa de las “Reinas de tus mañanas”? ¿O que la lleven frente al Totem para darle varios latigazos como los tiempos de Cristo?

Que enmiende su error haciendo campañas de educación sobre el autismo y se acabe el bendito show. Claro, se hace esto y le caen encima otra vez vociferando que es una hipócrita bla bla bla.

A la verdad que los boricuas somos bien hipócritas y changos. Mejor use las redes sociales para quejarse de las personas que nos gobiernan o mejor aún, coja una olla y un cucharrón y grite estribillos contra los legisladores y el gobernador que cada vez nos agarrán más de pendejos. ¡Prioridades gente! ¡Prioridades!

Sacude y siga, que la vida es corta para ser tan changuito.