Suspendieron labores de empleados públicos pa'l lunes por Beryl

El gobernador Ricardo Rosselló Nevares anunció hoy la suspensión de las labores para los empleados públicos el lunes e informó que emitió una declaración de emergencia para la Isla ante el paso del huracán Beryl.

Rosselló Nevares tomó la determinación luego de reunirse en la tarde de hoy con los jefes de agencia para repasar los preparativos y planes de contingencia ante cercanía de fenómeno atmosférico.

screenshot20180706at104814am8cd55ad3d058b0b5b552693c8271c9b31200x600-98e0b2c2cab1c1b4885f001cd0e19079.jpg

Al concluir la reunión, en la sede del Negociado para el Manejo de Emergencias y Administración de Desastres, el mandatario dio a conocer su decisión de suspender las labores para los empleados públicos.

Junto con la declaración de emergencia, el gobierno activó el Centro de Operaciones de Emergencia (COE), mientras que el Departamento de Asuntos del Consumidor (DACO) emitió también una orden de congelación de precios.

En cuanto a la Policía, se indicó que establecerá un plan de tránsito el domingo, en víspera del paso del huracán.

Beryl se mueve hacia el oeste a 15 millas por hora, con vientos de 80 millas por hora.

Es un ciclón categoría 1 y pasaría al sur de Puerto Rico el lunes, pero degradado a tormenta tropical.

Rosselló Nevares dijo que “los alcaldes tienen que activar los refugios, por lo que nos vamos a estar comunicando con ellos”.

En cuanto a la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE), el mandatario aseguró que “hay suficientes materiales y equipos” para afrontar las consecuencias del fenómeno atmosférico”.

Igualmente, señaló que “vamos a depender de cómo se va a mover el sistema para tomar decisiones en torno a la Ley Seca”.

Respecto de los hospitales, el gobernador afirmó que ya se encuentran preparados.

“Al convertirse en huracán, vamos a tener informes cada tres horas y cuando sea necesario ejecutar otras directrices lo informaremos”, sostuvo el primer ejecutivo, quien ha solicitado que las familias se preparen mínimo para diez días.

El gobierno informó que se han repartido alimentos a 44 municipios, en tanto que la FEMA y el Negociado de Manejo de Emergencias y Administración de Desastres (Nmead) cuentan en conjunto con siete almacenes para proveer distintos artículos de necesidad a la población.