Si ocurre un cierre en el gobierno sería parcial

El director de la Oficina de Gerencia y Presupuesto (OGP) Luis Cruz Batista anticipó el martes que de ocurrir un cierre en las operaciones del gobierno debido a la situación de insolvencia que se enfrenta, el mismo sería un cierre parcial en el que los servicios indispensables para la ciudadanía continuarían ofreciéndose.

“El gobierno va a seguir funcionando. Podríamos llegar a un momento en que tendríamos que decidir los servicios esenciales que tenemos que tener, como por ejemplo; seguridad y protección, salud, educación… los policías van a estar en la calle, los hospitales van a estar abiertos, los servicios que ofrece Familia y sus componentes se van a estar ofreciendo”, explicó Cruz Batista a la vez que recalcaba que “todos los servicios del gobierno son importantes pero tenemos que ver cuáles son indispensables versus los importantes.

giphy21-0dc6a96f270bec8ef6e54cb92acd98db.gif

El funcionario señaló además que existe la posibilidad incluso, de que los servicios del gobierno que pudieran afectarse por un cierre parcial su afectación sea limitada en términos de que podrían no llegar a suspenderse totalmente, sino que se reducirían.

Cruz Batista aseguró que desde el mes de julio pasado el gobierno viene trabajando con un plan de contingencia para, en el peor de los escenarios, mitigar los efectos de la falta de liquidez del estado.

“Hemos hecho una reserva presupuestaria de 150 millones de dólares… pero lo que hemos estado trabajando desde el día uno, y que seguimos trabajando, es evitar precisamente ese cierre parcial del gobierno. Hemos hecho todo lo posible y seguiremos haciendo todo lo posible para evitarlo”, concluyó Cruz Batista.