Se acaba el sueño hipster de Bernie Sanders a la presidencia

Lo que había sido un aire fresco y había motivado a millones de jóvenes y otros electores desencantados con la política, se acaba de esfumar.

El martes Bernie Sanders finalmente respaldó a Hillary Clinton como nominada a la presidencia por el Partido Demócrata.

El senador por Vermont estuvo el martes de pie y al lado de Clinton en Portsmouth, New Hampshire. Prometió que su "revolución política" continuaría. Pero reconoció que Clinton, y no él, había conseguido suficientes delegados para obtener la nominación.

dancinghillary-22a3e597d263e2dd1f000bf14dd041c1.gif

Eso ha sido cierto desde hace semanas, y los demócratas le han estado diciendo, de manera no muy sutil, que se retire y respalde a la exsecretaria de Estado.

Sanders prometió trabajar para ayudar a Clinton en noviembre, diciendo que ella es "la mejor candidata y por mucha ventaja" para enfrentar los desafíos del país.

El virtual nominado a la presidencia por el Partido Republicano, Donald Trump, ha estado tratando de atraer a los seguidores de Sanders.