PREPÁRENSE: Podrían venir mas arrestos de tuiteros boricuas

Las autoridades puertorriqueñas no descartan que se produzcan más arrestos como el del joven de 27 años que tenía más de 300 cuentas de Twitter y que ha sido detenido por acoso cibernético a través de ellas a decenas de personas, a las que intimidaba y hostigaba.
El director de la Unidad Investigativa de Crímenes Cibernéticos del Departamento de Justicia (UICC), Rafael Sosa Arvelo, dijo hoy a Efe que este tipo de hostigamiento se ha disparado en los últimos años debido a la proliferación de los equipos electrónicos de uso personal y de las aplicaciones de comunicación que incluyen.
"Un alerta para esas personas que incurran en este comportamiento es que el internet no es anónimo", advirtió Sosa sobre la sensación de anonimato que en ocasiones protege a los delincuentes a traves de las redes.
Añadió que "quienes violenten la tranquilidad de los usuarios van a ser investigados" por sus oficiales, que "van a utilizar todas las herramientas necesarias para detenerlos".
El investigador encabezó la detención el pasado lunes por la noche de Omar Emanuel Falcón Torres, mejor conocido como "MedeaBot" en la red social Twitter, mientras se encontraba en una residencia en Comerío, municipio al centro de la isla.
Sobre el detenido pesan acusaciones por 58 cargos relacionados con un patrón de acoso cibernético contra múltiples personas.
La cuenta de "MedeaBot" era solo una de las 300 que Falcón Torres utilizaba para acosar a sus víctimas, en su mayoría mujeres de entre 20 y 50 años de edad.
Aunque se cree que son decenas las personas que pudieran haber sido afectadas por el patrón de acoso, tan sólo ocho de ellas denunciaron el comportamiento del imputado, que se valía de amenazas, lenguaje violento e imágenes sexuales para intimidar a sus víctimas.
De acuerdo con la investigación, algunos de los mensajes amenazantes que enviaba el ahora detenido y posiblemente desempleado contenían amenazas de muerte, de violaciones y de secuestros, lo que llevó a las víctimas a alertar a las autoridades.

12316219101564270782103936922853765219760120n2-960648c5e05f24b60004949584fbe877.jpg

Sosa dijo que "MedeaBot", además de hostigar a sus víctimas, logró conseguir datos personales de éstas, como sus lugares de trabajo, por lo que a algunas de ellas las acosaba también a través de llamadas telefónicas.
"Un vistazo en las redes sociales puede corroborar que hay otros comportamientos de manera amenazante ahí. En la medida en la que una persona se sienta amenazada o acechada, puede recurrir a las autoridades", enfatizó Sosa, que no descartó que se produjeran en los próximos meses más detenciones.
La investigación contra "MedeaBot" tardó un año, y parte de ella se logró por un adiestramiento que participaron los agentes de la UICC en el Instituto Nacional Forense de Computadoras en Alabama (EE.UU.), que tiene una alianza con el Servicio Secreto de los EE.UU.

be258fa1e610ac4679b25f04c28b019f-a7b05ef6b25088d273169c2b0167fdcd.jpg

Sosa indicó que las autoridades locales contactaron con las oficinas centrales de Twitter, en California (EE.UU.), desde donde se les proveyeron todos los datos requeridos para poder acusar a Falcón Torres.
"Siempre hemos visto el acoso en la sociedad físicamente, pero ahora pasa también en las redes sociales", dijo Sosa, quien agregó que la mayoría de los mensajes de amenaza que hizo "MedeaBot" fueron por Twitter, aunque también utilizó otras plataformas.