Pasajeros llegan a P.R. desde las zonas de mayor contagio en Estados Unidos

El flujo de viajeros desde las zonas de mayor propagación del virus en Estados Unidos se ha reducido, pero no se ha detenido. Esas zonas coinciden con las de mayor cantidad de puertorriqueños allá. A esto se suma que en los aeropuertos de la isla no se tomaron medidas de sanidad durante semanas y no ha iniciado el rastreo de personas que estuvieron en contacto con casos positivos a COVID-19.

El aumento de casos de COVID-19 en las zonas donde viven más puertorriqueños en Estados Unidos sumado al histórico tránsito de personas que llegan desde estos lugares a través del Aeropuerto Internacional Luis Muñoz Marín (AILMM) podrían ser una vía franca para el contagio del virus en Puerto Rico, coincidieron expertos en epidemiología, salud pública e infecciones entrevistados por el Centro de Periodismo Investigativo (CPI).

Al examinar los datos en las áreas de mayor contagio de COVID-19 en Estados Unidos, surge que Nueva York, New Jersey y Florida están en los primeros 10 lugares de propagación del virus. En esos tres estados es donde más puertorriqueños residen, según datos de 2018 del Censo. La mayoría de los vuelos que llegaron por el aeropuerto entre 8 y 17 de marzo vinieron desde estos estados, indican los datos analizados por el CPI.

“A medida que aumentaron los casos allá [en Nueva York, New Jersey Florida] y siguieran los vuelos a Puerto Rico, acá también iban a aumentar los casos. Los vuelos se debieron haber parado desde el principio”, dijo Wanda Ortiz, presidenta de la Asociación de Epidemiólogos de Puerto Rico. El primer caso sospechoso en la Isla se reportó el 8 de marzo.

La segunda muerte que se registró en Puerto Rico asociada al COVID-19 se trató de un turista de 73 años residente en Nueva York. La sexta muerte a causa del virus fue un hombre de 68 años que “comenzó a presentar síntomas luego de haber tenido contacto cercano con alguien de su núcleo familiar que había viajado a Nueva York”, dijo el Departamento de Salud. De los contagiados durante las primeras semanas, el Departamento de Salud dio poca información, pero indicó que al menos tres personas habían estado de viaje en Nueva York o Florida. Luego dejó de ofrecer estos datos.

Diez días antes de que la Guardia Nacional comenzara a tomar la temperatura a los viajeros en el aeropuerto, a Puerto Rico llegaron 2,491 vuelos comerciales, privados y de carga. De esos, 585 aviones venían de Nueva York, New Jersey y Florida, tres estados que desde el 8 de marzo están entre los primeros diez focos de infección del virus en Estados Unidos, que, al cierre de esta historia, ha cobrado la vida de sobre 54,369 personas a nivel mundial. El CPI obtuvo la información de los vuelos que llegaron a Puerto Rico de una base de datos de la empresa FlightAware que recibe datos de sistemas de control de tráfico aéreo en más de 45 países.

Lee la historia completa del Centro de Periodismo Investigativo y mira los mapas y gráficas pulsando aquí