Nace el Programa Vigilantes Anticorrupción: "De la indignación a la acción digna"

Es una nueva iniciativa del Centro Para Una Nueva Gobernanza.

El Centro Para Una Nueva Gobernanza (CPUNG), entidad sin fines de lucro que nació luego del Verano 2019, de la Asamblea de Pueblo San Juan-Placita Roosevelt (ADPSJ-PR), anuncia el lanzamiento del Programa Vigilantes Anticorrupción, mecanismo creado por ciudadanos de la ADPSJ-PR para denunciar actos de corrupción en el gobierno.

El Programa Vigilantes AntiCorrupción (PVA), crea un espacio confidencial, seguro y protegido para que, tanto servidores públicos como ciudadanos, puedan denunciar y brindar información que se pueda corroborar e investigar con miras a que ningún acto de corrupción en el gobierno quede impune. A través del programa, los vigilantes antiCorrupción que alzan su voz contra la corrupción reciben orientación legal y apoyo emocional.

«Durante décadas, el Gobierno de Puerto Rico ha silenciado los casos de corrupción cometidos por distintas administraciones. Sabemos que el Gobierno ha creado leyes contra la corrupción y programas de denuncia, pero ¿cuán efectivos han sido? Eso es poner a los cabros a velar las lechugas. Ellos mismos se protegen y toman represalias contra los empleados o ciudadanos que intentamos señalar o visibilizar la corrupción en el país. Mientras el Gobierno controle el foro para delatar, el Pueblo de Puerto Rico no tendrá justicia social, progreso, ni desarrollo económico y nuestros índices de pobreza y desigualdad continuarán en aumento», expresó Heidie Rosado Nieves, fundadora del Centro Para Una Nueva Gobernanza y facilitadora del programa, quien fuera ella misma denunciante y testigo ante el foro federal de un caso de corrupción gubernamental que fue muy prominente en el país.

Junto a Rosado, colaboran con el programa un grupo de ciudadanos comprometidos, entre ellos: psicólogos, abogados, trabajadores sociales y coaches de vida, que brindarán sus servicios de manera gratuita.

mujeres

«Además, ya se han unido a esta iniciativa dos entidades no gubernamentales con vasta experiencia en investigaciones sobre corrupción. Asimismo, estamos haciendo las gestiones para presentar la información e investigaciones sobre actos de corrupción con fondos federales a los foros correspondientes para que ningún acto quede impune», añadió Rosado.

Habla con valentía.

La identidad del vigilante antiCorrupción estará protegida en todo momento a menos que la persona desee comunicarlo públicamente. El PVA recomienda y requiere que el vigilante antiCorrupción abra una cuenta de correo electrónico para establecer la comunicación con el programa y denunciar, ya sea el acto o sospechas de corrupción. Para más información sobre cómo funciona el programa, puede visitar la página de Internet www.cpung.org y entrar al área “Vigilantes AntiCorrupción” para que pueda comenzar su proceso confidencial.

«Ya es hora de detener la corrupción y utilizar nuestros fondos públicos para los servicios esenciales, que tanto necesita nuestro pueblo, para poder desarrollarnos, evolucionar y crecer como país», señaló Rosado. «Cada ciudadano también se convierte en un vigilante antiCorrupción al tomar acción y hacer la denuncia para prevenir que nos roben los fondos públicos», añadió.