Mónica Puig a octavos de final del Abierto de Monterrey

Mónica Puig regresó a la ruta ganadora en la tarde del martes, en su primer partido en el Abierto de Monterrey, México. La boricua abrió con triunfo en dos sets (6-3, 6-3) ante la norteamericana Nicole Gibbs, número 117 en el escalafón mundial de la Women Tenis Association (WTA).

 

 

giphy11-493045f55e011877e63460839f128f7d.gif

 

La nuestra, que venía de una eliminación en octavos de final del Abierto Miami, impuso su juego durante todo el partido. La recién ubicada en el puesto número 68 del ranking WTA acumuló cinco aces en el encuentro y, además, logró agenciarse el 80% de los puntos en servicio. Igualmente, vale la pena destacar que la nuestra se limitó a cometer solo dos faltas dobles y dominó el 62% de los puntos totales en el choque. 

 

Tras dominar la ronda de 32 en tierra azteca, Puig aseguró un espacio en los octavos de final de su séptimo torneo del 2018. El próximo compromiso de la hija de Borinquen está programado para el jueves ante la suiza Stefanie Vögele, número 124 del mundo y quien despachó (6-3, 6-4) a la eslovena Dalila Jakupović en la ronda de 32. 

 

Ups, no se encuentra el tuit. ¿Tal vez lo eliminaron?

Puig abrió el 2018 con una eliminación en la ronda de 32 del Abierto de Auckland. Luego, se apuntó dos victorias en el Torneo de Sydney, antes de caer derrotada por la norteamericana Kristie Ahn. Más tarde en enero Puig participó en el Abierto de Australia, donde en se quedó en la ronda de 64. No obstante, en dicho campeonato la puertorriqueña también vio acción en dobles femeninos, donde –junto a su compañera, Madison Brengle– quedó eliminada en la ronda de 32.

Asimismo, Puig alcanzó los octavos de final en sencillos del Abierto Mexicano y en dobles llegó hasta semifinales jugando con Sloane Stephens. Los últimos torneos de la boricua fueron el BNP Paribas Open (Indian Wells), donde quedó en la ronda de 64, y el Abierto de Miami, donde finalizó su participación en los octavos de final.