¿Melba Acosta violó la ley? Aquí te damos el contexto para entender

La controversia sobre si Melba Acosta violó una ley que le prohíbe a los secretarios de Hacienda participar de actividades de índole político tiene diferentes matices que complican el análisis y el entendimiento.

La pregunta clave es ¿Por qué Melba siendo secretaria no puede participar de una actividad político partidista?

confused-3cc142b2bbdde788002ce8ff465facba.gif

Para contestarla debemos leer el texto de la ley.
Esta controversia se puede remontar al 2001 cuando se aprobó por una legislatura controlada por el Partido Popular Democrático la ley 178 del 2001 para prohibir a los Secretarios de Justicia, Educación, Hacienda y al Superindentente de la Policía de participar en las siguientes actividades políticas o relacionadas con partidos politicos entre estas, no podría participar de Campañas políticas de clase alguna durante o fuera del año electoral constitucionalmente establecido. Ni tampoco podría participar en reuniones, tertulias, caminatas, mítines, asambleas, convenciones u otros actos similares que sean organizados o financiados por partidos u organismos internos de partidos políticos o comités de acción política. Además los funcionarios no podrá hacer contribuciones a candidatos, candidatas, partidos políticos o comités de acción política, ni organizar actividad política alguna como recaudaciones de fondos, radio y telemaratones, rifas, verbenas y otras similares, aunque no haga contribución de dinero.

melbaacosta1750x350-f9ed448938e99f4ccc922350596e1fdb.jpg

Esta ley sufrió una enmienda en el 2013, donde se modificaron las definiciones de lo que constituye una actividad política prohibida y allí se estableció que los funcionarios no podrían participar de toda actividad donde una o más personas promuevan una determinada candidatura o partido político, incluyendo pero sin limitarse a reuniones, tertulias, mítines, concentraciones, maratones, asambleas, convenciones, caminatas, caravanas, rifas, discursos, actividades de recaudación de fondos para Partidos Políticos, comités de campaña de candidatos o Comités de Acción Política o cualquier actividad similar, las cuales sean organizadas, financiadas o respaldadas por partidos políticos, candidatos, funcionarios electos durante su incumbencia o grupos de ciudadanos organizados en respaldo o rechazo de determinada candidatura o asunto a ser considerado por el electorado y que tenga contenido político partidista o de fórmula de status. Esta definición incluirá toda actividad política realizada durante año electoral al igual que año no electoral.

Además, revisó la definición de lo que significa candidato estableciendo que esto se referirá a todo residente en Puerto Rico que figure en una papeleta como aspirante a un cargo electivo, sea en primaria interna de un partido político o en una elección general, mientras dicha contienda electoral no concluya; y, en los casos en que la contienda electoral concluyó, de resultar electa dicha persona, durante todo el término de incumbencia del cargo que el/ella ostenta por razón del voto directo del elector puertorriqueño.

f40c2fbec27f40ebb2700db5365225ba-8355be8a2251c2bd884aad9efc8fbe29.gif

De lo que sabemos y según lo que comentó la propia Melba Acosta en entrevista (NotiUno) ella asistió a una actividad de recaudación de fondos que aunque ella desconocía para que estaban reunidos, si reconoció que fue a la casa de Roberto Prats por invitación de este cuando se le hacía una actividad de recaudación de fondos al congresista de Nueva Jersey Bob Meléndez.

Si eso es así y con los elementos de juicio que al momento circulan, la posible violación de ley de Melba Acosta siendo Secretaria de Hacienda es una cuestión de interpretación de ley. Pues técnicamente aunque participó de una actividad política, donde se recogían fondos para un propósito político, la enmienda que aún está vigente de la ley, prácticamente limita el ámbito de aplicación solo a actividades de candidatos o potenciales candidatos o temas políticos que estén o puedan estar ante la consideración del electorado general puertorriqueño.

Técnicamente, como cuestión de interpretación, Acosta no infringió la ley.

Pero… la historia continúa.

Aquí puedes consultar la ley original y su enmienda. (Lee, son textos cortitos) 🙂

Texto original de Ley 178 del 2001

Enmienda de la ley 178 del 2001 aprobada en el 2013