Masacre de Trujillo Alto agobia al pueblo boricua en Año Nuevo

Triste en demasía.

El 2020 comenzó con una masacre en la que cuatro personas fueron asesinadas en hechos ocurridos a eso de las 3:20 de la madrugada del miércoles, Día de Año Nuevo en la carretera PR-843, camino Los Ramos en las Parcelas Carraízo en Trujillo Alto.

El inspector Carlos Nazario, director del Cuerpo de Investigaciones Criminales (CIC) de Carolina detalló a los medios de comunicación que las víctimas fatales son el matrimonio Edwin Ramos de 40 años y Dorothy Wickline de 47 y sus hijos gemelos de nueve años. Otro hijo de la pareja, de 16 años, resultó herido y fue llevado al Centro Médico de Río Piedras.

Nazario relató que la familia había estado compartiendo con familiares para la Despedida de Año y luego que llegaron a su casa fueron baleados mortalmente.

Entretanto, el inspector no descartó ningún ángulo en la pesquisa. “Estamos en una etapa sumamente preliminar para establecer un móvil. No estamos descartando nada y estamos en ese proceso en este momento de trabajar la escena, entrevistar familiares, personas de interés y verificar quizás algún material fílmico de la zona”, dijo Nazario.

Mientras, confirmó que el matrimonio tiene otro hijo adulto, llamado Luis Ramos Wickline, que está preso en la Cárcel Federal de Guaynabo en espera por un caso de “carjacking”. A nivel estatal, el hombre también enfrenta casos por agresión agravada y Ley de Armas. Además, confirmó que el sujeto fue víctima de un atentado el lunes pasado, incidente que llevó a las autoridades federales a detenerlo para procesarlo.

“Estamos bien preliminar en la investigación; estamos en una etapa temprana para determinar algún móvil o si está relacionado o no con la situación de Luis”, insistió Nazario.

De otra parte, Nazario dijo que esperan poder entrevistar al otro hijo que resultó herido.

Agentes del CIC de Carolina trabajan en la investigación de este crimen. El personal del Negociado de Ciencias Forenses (NCF) trabajaban en la escena también.