Johnny Méndez, sacando la cara por el #JusticeLeague estadista

El presidente de la Cámara de Representantes, Carlos &#39Johnny’ Méndez Núñez, sostuvo que el Congreso tiene que actuar sobre la voluntad del pueblo de Puerto Rico, expresada libre y democráticamente en el 2012 y nuevamente en el año pasado, a favor de la estadidad.

En una columna publicada en la prestigiosa revista de política estadounidense, &#39The Hill’, el líder legislativo destacó la importancia histórica que tiene la radicación del Acta de Admisión por parte de la Comisionada Residente, Jenniffer González Colón, así como la falta de herramientas que tiene la Isla, un territorio de Estados Unidos desde finales de la Guerra Hispan-Americana de 1898, para mejorar su precaria crisis fiscal.

capturadepantalla20180627alas73702pm-4b0c490619f0dd347e641d1a7510b56f.jpg

“El Congreso tiene que asumir su responsabilidad por la precaria situación que viven alrededor de 3.3 millones de ciudadanos americanos en Puerto Rico. Una masiva deuda pública que sobrepasa los $72,000 millones, la más prolongada recesión económica en el hemisferio occidental, la cual comenzó a finales de 2015 y todavía no termina, y la falta de oportunidades para nuestra gente, son algunos de los factores que han resultado por la inacción del Congreso”, comentó.

En su planteamiento en &#39The Hill’, el Presidente de la Cámara estableció que la actitud hacia la estadidad para la Isla ha cambiado, ganado simpatía sin precedentes durante los últimos años.

“Siempre que he visitado a Washington, DC para reunirme con miembros del Congreso, recibo el mismo mensaje: &#39Puerto Rico ha pasado casi 120 años como territorio de Estados Unidos. Eso es demasiado tiempo’”.

Méndez Núñez detalló una serie de factores para el cambio, incluyendo la gran cantidad de puertorriqueños que ahora viven en los estados, particularmente en la Florida, un estado importante en las elecciones presidenciales, y la presencia mediática que tiene el asunto, no sólo en Estados Unidos, sino también en Europa y en Asia.

El presidente cameral le dijo en su escrito a los representantes y senadores que por años han apoyado la admisión de Puerto Rico “a nuestra gran nación, que su paciencia está pagando dividendos inmensamente. El movimiento estadista está más robusto y fuerte que nunca. Aquellos que todavía no han decidido, les doy una simple razón: esta es una causa justa”.

Para terminar, el Presidente exhortó a todos los miembros del Congreso a apoyar este nuevo esfuerzo, a hacer historia, a hacer que Puerto Rico se convierta en el estado 51 de la nación.