Hacienda embarga más negocios en cuatro pueblos

El secretario del Departamento de Hacienda (DH), Juan Zaragoza Gómez, informó que el jueves continuaron los operativos de embargo en cinco localidades ubicadas en Toa Baja, San Juan, Mayagüez y Guayama, que le adeudan aproximadamente 1.5 millones de dólares a la agencia.

“Estamos ampliando nuestro radio de intervenciones a otros municipios para que los comerciantes que no están remitiendo el Impuesto de Ventas y Uso (IVU) que le cobraron a los ciudadanos, ni la retención patronal que le dedujeron a sus empleados, entre otras deudas, sepan que vamos a movilizarnos a donde sea necesario”, recalcó el funcionario en un comunicado.

Indicó que agentes de Rentas Internas y de Evasión, junto a Técnicos en Contribuciones, diligenciaron embargos en una farmacia de Guayama que tiene deudas de aproximadamente 396,000 dólares por concepto de Contribución sobre Ingresos, Contribución Especial sobre la Propiedad Inmueble e IVU. Lo mismo ocurrió en una corporación dedicada a la venta de muebles de oficina ubicada en Mayagüez, que acumuló deudas por aproximadamente 800,000 dólares entre cheques devueltos e IVU, mientras que su corporación hermana, con una tienda en Santurce, fue intervenida por deudas pendientes de más de 30,000 dólares por concepto de retenciones patronales, cheques devueltos e IVU.

Por otro lado, el funcionario indicó que en el municipio de Toa Baja, Hacienda embargó una corporación dedicada a la venta y servicios de montacargas, que tiene deudas por aproximadamente 240,000 dólares en retenciones patronales e IVU.

hacienda-bc727a4a8e02f98d713980de7f846237.jpg

“Exhortamos a los comerciantes a ser proactivos y evitar otras iniciativas de cobro que incluyen ir tras los dueños de los establecimientos en su carácter personal, cuando la corporación no pueda pagar las deudas. No vamos a detenernos. El pueblo de Puerto Rico tiene que tener claro que la época del Departamento de Hacienda laxo y pasivo, terminó”, agregó Zaragoza Gómez.

Indicó que Hacienda comenzó los operativos de embargo el pasado mes de noviembre, con intervenciones semanales que impactaron 11 localidades con deudas por aproximadamente 6 millones de dólares. El secretario dijo que su plan de trabajo incluye intervenciones adicionales hasta que termine el año y nuevas en el 2016.

Detalló que los embargos y cierres de localidades tienen carácter preventivo y se efectúan con el propósito de garantizar el cobro de la deuda. Transcurridos 30 días a partir de la fecha de notificación, el embargo será ejecutado si no se ha cancelado la deuda en su totalidad, ya sea mediante pago o con evidencia de haber realizado el mismo. Después de dicho periodo, la propiedad embargada o parte de ella, será vendida en pública subasta tan pronto sea posible, sin más avisos.