El COPUR quiere romper con la dependencia gubernamental

El Comité Olímpico de Puerto Rico (COPUR) se tiene que transformar. En términos generales, ese es el norte del COPUR a pocos días de que finalice el primer mes del año. Así lo dio a conocer en rueda de prensa celebrada en la Casa Olímpica su presidenta Sara Rosario, quien junto al licenciado Jaime Lamboy, director ejecutivo del Departamento de Alto Rendimiento, y el ingeniero Víctor Ruíz, jefe de misión de la delegación nacional,  manifestó que el organismo deportivo tiene que romper con la dependencia gubernamental.

“Se está haciendo un plan estratégico para diseñar un modelo económico que corte la dependencia gubernamental y genere nuevas fuentes de ingreso” dijo Rosario en referencia a la meta de lograr una imagen distinta del principal ente deportivo del país.

13892186101537645313220116147757500361145810n-5674a2f76c1b0b9535bb55ef937fb436.jpg

“En estos momentos no descartamos nada. Nosotros estamos claros que tenemos que mirarnos de forma distinta, que tenemos que mirarnos como una empresa y que tenemos que hacer que nuestras federaciones se desarrollen como microempresas. Yo no descarto nada. El Comité Olímpico tiene que ser un modelo de negocio distinto. Estamos acostumbrados a dar el servicio sin cobrar nada. Vamos a tener que buscar mecanismos que nos ayuden a provocar ingresos para el desarrollo del deporte en Puerto Rico”, señaló la presidenta, enfatizando –igualmente– en la necesidad de que las federaciones que componen el único aparato social con cierto grado de soberanía a nivel internacional también tienen que repensarse y plantear una dirección distinta de cara a los retos que se aproximan.

Al día de hoy el COPUR está funcionando con una línea de crédito de $800,000 que de acuerdo con Rosario pudiera servir para operar los primeros tres meses del nuevo ciclo, aunque según subrayó, entre marzo y abril se comenzará a trabajar con una posible campaña masiva para recaudar fondos con la colaboración del sector privado y el pueblo, fuerzas sociales que para el liderato deportivo del COPUR deberán ser piezas fundamentales de cara a los Juegos Centroamericanos y del Caribe de Barranquilla, Colombia.

ap162268076775828de57bc28a51026975adf90f1e735cc2be51dd08s700c85-db7466ee7fe803c159019f97cd89b036.jpg
AP

“Yo no quiero que auspicien al Comité Olímpico, yo quiero que ayuden a los atletas a llevar la bandera de Puerto Rico a Barranquilla 2018. Y ahí habrán opciones para todos, para la empresa mediana, para el público en general y para la diáspora. Una de las formas que también se puede ayudar al país es ayudando a nuestros atletas, que se van de tú a tú con los mejores del mundo aún en condiciones adversas”, sostuvo, en el marco de la discusión sobre el tétrico panorama que enfrenta el deporte nacional.

En ese contexto, para Rosario habrá que ver cuál va a ser el compromiso del gobierno con los atletas y con la institución, pues el 31 de enero se vencen los contratos del grupo de atletas a tiempo completo y todavía la junta que rige dichos acuerdos en colaboración con el Departamento de Recreación y Deportes (DRD) (mediante la Ley 119-2001) no ha sido nombrada por la actual administración.

openingceremony2016olympicgamesolympicskeu2mrwo7x-77852c850513974977782cce212d00d7.jpg

“La Junta de Atletas a Tiempo Completo no existe, nunca fue nombrada por este gobierno y no tiene miembros ahora mismo. La última junta nombrada fue la que venció con el término de Ramón Orta como secretario. Es el secretario de Recreación y Deportes quien recomienda al gobernador y el gobernador quien nombra la junta. El DRD funcionó el año pasado con la recomendación que le dejó la junta anterior y lo que debían empezar con los contratos de esos atletas. Y no todos los atletas a tiempo completo recibieron sus aportaciones económicas, hay unos estipendios que no han recibido. Por lo tanto no sabemos qué pasará con esos atletas [Javier Culson, Mónica Puig, María Pérez y otros diez más]”, sentenció, a la vez que detalló que todavía no ha sostenido una reunión con la nueva secretaria del DRD, la licenciada Adriana Sánchez Parés.

No obstante, Rosario se mostró confiada que las ayudas llegarán.

ascenefromtherio2016olympicgamesopeningceremony28543802690-eb51c6c05852e106f63a7964bf1b684b.jpg

“Siempre hemos contado con la colaboración del gobierno y no descarto que esta vez va a estar la aportación. ¿De cuánto puede ser? Definitivamente no puedo decir cuánto vamos a tener […] A lo mejor parte de esta administración puede pensar distinto que este Comité Olímpico por la cuestión política, pero nosotros no vamos a entrar jamás en eso. Siempre hay grandes colaboradores, gente del deporte en todos los partidos políticos”, afirmó, no sin antes descartar cualquier agenda político-partidista y, de igual modo, puntualizar que llegarán aportaciones del extranjero.

Cabe destacar que entre los ajustes que ha tenido que hacer el COPUR hay reducciones de un 15% a los contratos de todos los entrenadores de la delegación de Barranquilla 2018, así como de un 20% a un 30% entre los contratos de los entrenadores juveniles y de un 30% a un 40% entre el personal administrativo por contrato.

En medio de la incertidumbre del momento los ojos del COPUR están puestos en Barranquilla. El plan es reunir una delegación con no más de 330 aletas y poder superar las 100 medallas. Hasta la fecha, 265 atletas han logrado clasificación, así como 22 disciplinas. Sin embargo, todavía ningún atleta tiene garantizada su participación. Así las cosas, el COPUR deberá entregar un listado preliminar el 28 de febrero.