Cotto rumbo al retiro: “El futuro del boxeo es lo que queramos que sea”

Miguel Cotto ya está decidido. Colgará los guantes en diciembre, se retira, no hay break… al menos eso dice.

Hay que recordar que los boxeadores que se retiran casi siempre regresan para una pelea más, pero si nos dejamos llevar por el tono del único puertorriqueño en ser campeón mundial en cuatro pesos distintos, se acabó lo que se daba.

giphy39-c54bc8e2e01daed418943dd7f94b940c.gif

“En diciembre me retiro. Ya. Es definitivo. Se lo debo a mi familia”, apuntó Cotto durante una rueda de prensa telefónica con medios internacionales durante la tarde de ayer, lunes.

La conferencia fue presentada por Golden Boy Promotions, empresa que realiza la función de la próxima pelea del cagüeño, este sábado 24 de agosto ante el peligrosísimo gladiador japonés Yoshihiro Kamegai (27-3, 24 KOs), en el Stubhub Center, en Carson, California. Cotto ha dicho que esta será su penúltima pelea y que en diciembre realizará el último combate de su carrera. La pelea será por el cetro junior mediano (154 libras) que dejó vacante Canelo Álvarez al aceptar su combate en las 160 libras ante Julio César Chávez, jr.

giphy38-77977d979b03923580a450e31e903ee1.gif

“Estoy muy contento con el trabajo que hemos hecho en el campamento con Freddy (Roach, entrenador)”, puntualizó sobre su preparación para reñir con Kamegai, un excampeón mundial que ya ha dado clásicos de boxeo ante conocidos rivales como Roberto Guerrero y Jesús Soto Karass.

Ante preguntas de la prensa, Cotto (40-5, 33 KOs) no especificó si el combate de diciembre – supuestamente su último – sería en las 154 o 160 libras. Tampoco dejó saber cuál oponente mediría, aunque los más mencionados ahora mismo en los círculos deportivos son el veterano peso mediano David Lemieux (38-3, 33 KOs) y el propio &#39Canelo’, en lo que significaría una revancha de su combate de noviembre 2015.

giphy411-124f5a5db003b430572bb3e321262f1f.gif

“Será con quién entendamos sea el mejor rival”, dijo. “Será en el peso que entendamos que sea mejor”, agregó.

Lo que sí es seguro es que la partida del boricua dejará un gran vacío en el boxeo puertorriqueño. Su retiro marca el fin de una era dorada para el boxeo puertorriqueño, y sucede en un momento en el que el boxeo masculino no tiene ni un campeón mundial. Cotto dijo que seguirá ayudando al deporte profesional en Borinquen mediante su compañía de promoción y que “hay muchos peleadores jóvenes en Puerto Rico” que pueden echar el deporte hacia adelante.

“El futuro del boxeo puertorriqueño es lo que queramos que sea. Hay que trabajar duro para demostrarle a los muchachos, hacerlos creer que hay que trabajar duro”, dijo.

Yo realmente no sé qué le depara el futuro al boxeo puertorriqueño. Yo te puedo hablar de mi carrera, de mi compañía, pero no puedo predecir el futuro. Solo te digo que hay que trabajar muy duro en este deporte”, finalizó Cotto.