Coronavirus: Turista italiana puso a trabajar a Wandy y al Gobierno

Dicen que el Secretario de Salud, Rafael Rodríguez, tuvo que ponerse a trabajar.

Luego de que una turista de Italia llegara en crucero proveniente de Fort Lauderdale, Florida a Puerto Rico con un cuadro clínico sospechoso de COVID-19, la gobernadora Wanda Vázquez Garced emitió en la noche del domingo una directriz para todos los cruceros que de ahora en adelante pretendan llegar a la Isla.

“Cualquier barco de pasajeros que llegue o que pretenda entrar a Puerto Rico por cualquier puerto que tenga jurisdicción la Autoridad de Puertos y Turismo, tiene que notificar antes de entrar a la bahía si tiene a alguna persona enferma que tenga los síntomas de coronavirus. Aquel crucero, que no notifique a puertos o se haya comunicado con Turismo o que se haya comunicado con los pilotos (capitanes) de la bahía, no podrá entrar en crucero a Puerto Rico. Ya ocurrió este caso y esperemos que no ocurra más ninguno”, dijo la gobernadora en conferencia de prensa.

 

“En este caso en particular, los pilotos del barco no notificaron que había una persona enferma en el crucero”, añadió.

Se dijo que hubo pasajeros del crucero- con capacidad de 2,500 personas- en el que llegó la mujer sospechosa de tener coronavirus que  bajaron en el puerto de San Juan.

Por su parte, el secretario del Departamento de Salud, Rafael Rodríguez Mercado expresó que a partir del miércoles no será necesario enviar las muestras al Centro de Control de Enfermedades (CDC).

“A partir del miércoles si todo sale bien, esas pruebas se pueden realizar aquí. Porque nos está ayudando el ‘Dengue Branch’ del CDC y también nos está ayudando la división de Bioseguridad”, expresó Rodríguez Mercado.

La mujer de 68 años de edad de nacionalidad italiana viajó hasta Ford Lauderdale, Florida para abordar un crucero de la compañía italiana Costa el pasado 24 de febrero. Comenzó a presentar problemas de fiebre, tos y dificultad respiratoria dentro de la embarcación. Se le hizo la prueba y se le comenzó a tratar con antibióticos, bajo la sospecha de que su padecimiento era de neumonía. La condición respiratoria se agudizó y desde la embarcación solicitaron una ambulancia. Fue enviada al Hospital Ashford. En la facilidad hospitalaria se le hicieron pruebas de influencia y microplasma que salieron negativas. La prueba de COVID-19 se envió al CDC de Atlanta, y se supone que en 24-48 horas se tenga el resultado. Por lo pronto, la mujer y su esposo estarán en aislamiento.