Corillito de 'bonistas del Patio' contentos con la aprobación de Junta

La entidad Bonistas del Patio reafirmó su apoyo a la implementación de una junta de control fiscal federal contenida en la medida Puerto Rico Oversight, Management and Economic Stability Act (Promesa), que fue aprobada por el Congreso de EEUU.

De acuerdo con la organización, la iniciativa es la única manera de crear un proceso ordenado y proveer la confianza necesaria para salir de la crisis económic actual que sufre la isla.

ʺLa recuperación tiene que comenzar ya, y hoy estamos un paso más cerca. Oponerse al Promesa y a la junta de control fiscal es elegir el caos sobre la reforma, poniendo en peligro la estabilidad económica y la supervivencia de Puerto Ricoʺ, manifestó Jorge Irizarry, director ejecutivo de la organización.

La agrupación sin fines de lucro que representa a más de 60,000 puertorriqueños tenedores de bonos locales y cuyos fondos equivalen a 15,000 millones del total de la deuda pública de Puerto Rico.

Ups, no se encuentra el tuit. ¿Tal vez lo eliminaron?

La organización aplaudió la aprobación de la medida en la Cámara de Representantes e hizo un llamamiento al Senado de EEUU para hacer lo mismo, de modo que la medida se convierta en ley y comience su implantación en la isla lo antes posible.

"Promesa nos da la disciplina política y obligará a una madurez fiscal necesaria para que nuestros gobernantes puedan balancear las necesidades de los ciudadanos y las de los bonistas, a la vez que proporciona la transparencia que no ha habido en la reestructuración de la deuda y en el proceso de restablecer orden fiscalʺ, dijo Irizarry.

Agregó que "los políticos que dicen que Promesa es innecesaria son los mismos políticos cuya gestión financiera y la absoluta falta de transparencia nos han llevado a la crisis actual”.

Los Bonistas del Patio son puertorriqueños de todas las estratas sociales que tienen sobre 15,000 millones en deuda del gobierno. 

“No son fondos buitres. Por el contrario y a diferencia de los 'hedge funds' que no aportan nada aquí, los puertorriqueños han dedicado sus vidas al desarrollo económico, a la creación de empleos y a impulsar la economía de Puerto Rico. Los de aquí pagaremos los impuestos necesarios para cubrir los servicios esenciales del Gobierno y el pago de la deuda”, afirmó

La organización ha estado en Washington en varias ocasiones cabildeando para lograr un orden en la reestructuración de la deuda y volverá nuevamente la semana próxima a reunirse con senadores.

Los Bonistas del Patio han sido los más afectados con los tres impagos de la deuda del gobierno. 

El primer impago fue en el agosto de 2015, correspondiente a los bonos de la Corporación de Financiamiento Público, y en enero de 2016 ocurrió el impago de otros bonos de la Autoridad del Financiamiento de la Infraestructura (AFI). 

Hace unas semanas fue el  impago de la deuda del Banco Gubernamental de Fomento (BGF) por 400 millones y se estima que más de 200 millones de ese total pertenece a puertorriqueños.