Combativos los estudiantes y los profesores sin plaza en inicio de semestre

El portavoz del movimiento estudiantil del recinto de Río Piedras de la Universidad de Puerto Rico (UPR), Luis Torres Villela, dijo hoy que en el comienzo de un nuevo semestre académico se auguran grandes retos para el estudiantado y la comunidad universitaria, ya que “nos enfrentamos a un plan fiscal aprobado por la junta de gobierno y revisado por la Junta de Control Fiscal que es la materialización de convertir la universidad en un espacio para las clases privilegiadas del país, mientras las mayorías se quedarán con menos acceso a la educación superior”.

aniversarioupr-6c823736948007d4a149595778688769.jpg

“El estudiantado se opone al plan fiscal y todas sus medidas. Igualmente, nos sostenemos en contra de un aumento de matrícula y de cualquier cuota impuesta. Este plan con sus futuras enmiendas representa el fin de la Universidad de Puerto Rico. No tan solo veremos un aumento en la matrícula, sino que será un aumento en todos los servicios que reciben los estudiantes. A su vez, el personal no docente será uno de los primeros afectados por la consolidación de recintos. El impacto que tendrá esta consolidación de labores, afectará directamente el servicio a los estudiantes”, afirmó Torres Villela.

Consignó que la junta de gobierno de la UPR “continúa comparando a la Universidad de Puerto Rico con las de los Estados Unidos. De igual manera, pretenden que los estudiantes tengamos que tomar préstamos estudiantiles para poder estudiar. Para el 2015, el 46% de las personas vivían bajo el nivel de pobreza. Esto implica que para pagar la deuda impagable del país, menos y menos personas podrán tener acceso a la Universidad y nos obligarán a trabajar en condiciones laborales cada vez más nefastas”.

huelgaupr211200x800-49444e8f3a9d7cfdce17b656629f44e0.jpg

Mientras, Loderay Bracero Marrero, comentó que “bajo esta coyuntura, toda la comunidad universitaria debemos unirnos y organizarnos para poder combatir este plan fiscal y todas las medidas de austeridad que se vislumbran para todos los sectores en la universidad. El estudiantado continuará organizándose y combatiendo estas medidas junto a los trabajadores de la Universidad”.

Docentes sin plaza denuncia injusticias

La portavoz de la Coordinadora nacional de docentes sin plaza, María Judith Oliveras, acusó hoy que la Universidad de Puerto Rico (UPR) “agrede” a los profesores con distintas determinaciones que afectan el empleo de estos académicos.

“Denunciamos enérgicamente que la UPR mantiene un sistema de explotación laboral contra las y los docentes sin plaza. La universidad consistentemente agrede a estos profesores cuando, por ejemplo, les ofrece cargas académicas a las que les resta .5 créditos para un contrato a tiempo completo”, indicó.

10p042coluprpasillos811200x600-1deab1ce24133df4ee31aa62db9b1da8.jpg

Agregó que “también se les ha asignado sus clases a escasos días de iniciar el semestre o el cuatrimestre -en el caso del recinto de Carolina-, provocando no solo incertidumbre de empleo, sino también trabajo y ansiedad adicionales por el poco tiempo de preparación para el contenido de los cursos”.

Asimismo, dijo que “se agrede a estos profesores al promover contratos cuyos salarios fluctúan entre 4,000 a 12,000 dólares anuales sin beneficios ni seguro médico y, en la actualidad, con el agravante de una reducción del 5% de su sueldo. Por las mismas razones, la tendencia de contrataciones temporeras continúa desangrando el sistema de retiro de los empleados de la UPR”.

Para la portavoz, “es vergonzoso e inadmisible que la institución de educación superior más prestigiosa del país pretenda sostenerse violentando la dignidad de las y los docentes sin plaza (que incluye profesores, bibliotecarios y consejeros) altamente cualificados y comprometidos con la educación y el bienestar social”.

uprestudiantes1-53edbed530f38a5515dc3099cd8cfa95.jpg

Frente a la situación, Olveras dijo que la Conad se mantiene “en resistencia y, por ello, exhorta a los rectores de los 11 recintos, directores de programas académicos y profesores con plaza que denuncien y cesen de avalar estas condiciones indignas y de precariedad laboral. Más que nunca antes, en este nuevo año académico que comienza con un draconiano plan fiscal para la UPR aprobado por su junta de gobierno, cada rostro de un docente sin plaza a tiempo parcial o completo es sinónimo de reclamo de justicia y equidad laboral”.

Además, la Conad convocó a un pleno extraordinario el 30 de septiembre, a las 9:00 de la mañana, en el Recinto Universitario de Mayagüez.