Carmen Yulín no considera que Hawai fuera un país antes de que EEUU propulsara golpe de estado a la monarquía

Y un día después de aquel tuit chileno-ecuatoriano...

Parece que Yulín se ausentó aquel día a la clase de historia que daba Mistel Díaz.

Resulta que ahora a la exalcaldesa se le olvidó que Hawaii no tan sólo era un país – monárquico, sí, pero país nonetheless, Carmen (voz de AOC) – antes de que se metiera su Tío Sam, sino que también era algo que a ella le encanta pautar en sus labios: una nación.

En un tuit a la par con la loquera chilena-ecuatoriana que tuitió el artemarcialista de los sobacos sudados, Miguel Romero, la casi casi aspirante a la Gobernación por lo que queda del Partido Popular Democrático se miró su propio ombligo, pensando que Puerto Rico, a pesar de ser colonia desde poquito después de 1492, era más país que el que una vez robusta archipiélago de Hawaii, que tuvo una reina hasta el 1893, cuando terratenientes estadounidenses que se habían metido.

En el siglo XVIII, el rey Kamehameha I, que pasaría a la historia con el nombre de Kamehameha El Grande, había comenzado su gradual ascenso al poder. Kamehameha I libró una serie de batallas en tierra y mar contra invasores europeos y asiáticos, en pos de unir las islas hawaianas, algo que logró en 1810 y reinó la paz, por supuesto, hasta que llegaron los estadounidenses. Kamehameha I murió en 1819, pero antes fundó la casa de Kamehameha, una dinastía que reinaría hasta 1872, cuando murió el rey Kamehameha V, soltero y sin heredero nombrado.

Los dotes de país y nación de Hawai quedaron demostrados más que nunca en ese momento con la intención de una consulta popular y "democrática", que concedió la victoria al rey Lunalilo frente a Kalākaua. Tras morir Lunalilo, hubo otra elección muy disputada y llena de acusaciones de fraude en el año 1874, entre Kalākaua y la reina viuda Emma – con disturbios y la llegada de tropas de los Estados Unidos y del Reino Unido buscando colonizar las islas con la excusa de propiciar la paz – quedando el trono en manos de Kalākaua.

El Rey Kalākaua logró mantenerse en el poder hasta su muerte en 1891. Su hermana, la reina Liliʻuokalani, le sucedió en el trono hasta que fue derrocada por un golpe de estado de los terratenientes estadounidenses en 1893, siendo sustituida por un gobierno provisional y, posteriormente, por una república. Durante la época monárquica y republicana, la economía de Hawái pasó de ser la propia de un estado aislado a la de uno que formaba parte del mercado libre mundial, que producía y exportaba más de doscientas mil toneladas de azúcar al año.

"Hubo un proceso de sustitución de la población, no muy distinto al que quiso hacer los Estados Unidos en Puerto Rico, con aquel 'Proyecto de Modernización' para controlar la población masiva. En el caso de Hawai se hizo trayendo inmigrantes de Japón y de otras regiones de Asia, además de, precisamente, puertorriqueños, y estadounidenses blancos para puestos importantes en comercio y diplomacia", explicó el historiador Esteban Gómez, del podcast Plan de Contingencia.

Mira también:

Geógrafo aficionado Miguel Romero jugó al internacionalista y confundió a Ecuador con Chile

Carmen Yulín

En el caso de Puerto Rico, la emigración de puertorriqueñas y puertorriqueños sucede desde el giro de siglo IXX al XX, siendo Hawai, de hecho uno de los primeros lugares a donde emigra el boricua.

"Número uno: facilitar la emigración de puertorriqueños a Estado Unidos y número dos, los proyectos de esterilización masiva. De hecho, el Partido Popular Democrático fue la herramienta que utilizó los EEUU para este proyecto, de la mano del Estado Libre Asociado y el muñocismo al que la alcaldesa precisamente enarboló bajo sus aspiraciones políticas y servicio público como figura del PPD durante este siglo XXI", recordó Gómez.

"Ahora, a nivel geopólitico, Puerto Rico es como el Hawai del Caribe", subrayó, mientras tanto, el también historiador Luis Díaz, resaltando características como su localización estratégica para el comercio y la milicia, la cultura que ya le precedía y la sociedad desarrollada que intenta aún colonizar los Estados Unidos.

Los Estados Unidos de América, tras promulgar una constitución al estilo estadounidense y abolir la monarquía hawaiana, decidió la anexión de Hawái en 1898 como territorio. El territorio no obtendría la categoría de estado hasta 1959. .

En 1941, en la isla de Oahu, el complejo portuario y base militar Pearl Harbor fue objeto de un ataque por parte del Imperio del Japón, ante el bloqueo económico que estaba ejerciendo Estados Unidos. Este ataque provocó la participación activa de los Estados Unidos en la Segunda Guerra Mundial. Hawái pasó a ser oficialmente un Estado de los Estados Unidos el 21 de agosto de 1959.

Acá seguimos sin entender porqué la alcaldesa se enfoca en enajenarse de la historia y decir que Hawai no era un país. quizá está esperando que la ONU certifique esas cositas del siglo IXX, cuando Hawai rugió como potencia azucarera bajo la monarquía del combete de Kamehameha. Ah, ¿qué eso es una monarquía? Bueno exalcaldesa, ¿y Dubai? ¿Arabia Saudita? ¿Son países?

Ay, ese rabbit hole del ombligo nacional, Dios santo, Carmen….