Bolsonaro lleva 10 días con hipo y podría ser operado de "emergencia"

El mandatario de Brasil se sometió hoy a exámenes, donde los médicos detectaron una "obstrucción intestinal"

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, fue trasladado a Sao Paulo este miércoles tras detectarle una "obstrucción intestinal".

Ahí se le realizarán "pruebas complementarias" para determinar si es necesaria una "cirugía de emergencia", indicó el Gobierno en un comunicado.

El anuncio se produce horas después de conocerse que el presidente había ingresado en el Hospital de Las Fuerzas Armadas de Brasilia, tras sufrir dolores abdominales y sumar 10 días con hipo.

El mandatario tuvo que cancelar sus reuniones y compromisos previstos para esta jornada.

Tal y como señaló la cadena de televisión Globo, el presidente se sometió a una serie de pruebas que aún no han sido especificadas.

Estas mismas fuentes afirmaron que Bolsonaro permanecería en observación durante un periodo de entre 24 y 48 horas. De todas formas se encontraba "animado".

Traslado

En un breve comunicado del Palacio de Planalto, las autoridades matizaron que dicha observación podía producirse fuera del centro hospitalario, una decisión que se tomará teniendo en cuenta su evolución.

En esta línea, el doctor Antonio Macedo, que fue el encargado de las cirugías a las que se sometió Bolsonaro tras su apuñalamiento en 2018, se desplazó hasta Brasilia para evaluar la situación del mandatario.

Una vez allí, encontraron una "obstrucción intestinal", según indicó el Gobierno en un comunicado.

Ante esto, se tomó la decisión de trasladar al presidente a Sao Paulo, donde evaluará una operación de emergencia.