Biden revisa planes para aumentar personal en embajadas y remesas a Cuba

Biden ordenó revisar los planes para aumentar el personal en la embajada de EU en La Habana y formar un grupo que estudie el envío de remesas.

Las protestas de Cuba por mejores condiciones de vida, traspasaron fronteras.

Luego de que comenzaran en las calles de La Habana y zonas aledañas, se transportaron a ciudades de Estados Unidos como Miami y Washington.

Cientos de cubanoamericanos salieron para pedir al presidente Joe Biden que muestre su apoyo al pueblo de la isla.

Biden toma medidas en Cuba

Como consecuencia, el mandatario tomó medidas para responder a las solicitudes de las personas con raíces latinas, al ordenar al Departamento de Estado que revise los planes para aumentar el personal en la embajada de Estados Unidos en La Habana y formar un grupo de trabajo que estudie el envío de remesas a las familias del país caribeño.

El anuncio es un paso más para la gestión del líder de los demócratas, que ha revisado su postura hacia Cuba en el último medio año.

Ahora la administración sintió una repentina sensación de urgencia cuando estalló un levantamiento antigubernamental en prácticamente toda Cuba, la semana pasada. El movimiento ha dejado una gran cantidad de heridos y al menos un fallecido confirmado.

Además, cientos de manifestantes se encuentran detenidos, luego de una fuerte represión ordenada por las autoridades de la isla.

“Bajo la dirección del presidente Biden, Estados Unidos está aplicando activamente medidas que apoyarán al pueblo cubano y harán que el régimen de ese país rinda cuentas”, indicó un alto funcionario de la administración.

 

“La gestión formará un Grupo de Trabajo de Remesas para identificar la forma más efectiva de hacer que las remesas lleguen directamente al pueblo cubano”, sostuvo la fuente, y agregó que el Departamento de Estado “revisará la planificación para aumentar el personal de la embajada de Estados Unidos en La Habana para facilitar la participación diplomática, consular y de la sociedad civil, además de una seguridad adecuada”.

Afectados por sanciones

De hecho, Biden ya había prometido revertir algunas de las políticas del expresidente Trump con respecto a las remesas y los viajes, citando preocupaciones humanitarias.

Entre las sanciones al país, las hechas a Fincimex, entidad financiera cubana que maneja remesas, debido a sus vínculos con el ejército cubano, hicieron que Western Union suspendiera sus servicios en el país a principios del año pasado. Esta acción dejó a muchos cubanoamericanos sin forma legal de enviar remesas a sus seres queridos en el país caribeño.

Además, 100 mil cubanos que desean ingresar a Estados Unidos se encuentran en un limbo legal, ya que la suspensión de los servicios consulares en la embajada de EU en La Habana provocó un enorme atraso en la documentación de visas. En 2017, el gobierno del país norteamericano retiró la mayor parte de su personal, después de que muchos diplomáticos se enfermaran de un extraño virus, del que hasta ahora se desconoce su causa.

La presión ejercida en Estados Unidos por cubanoamericanos y congresistas pudo haber surtido efecto, pues Biden también trabaja para buscar opciones viables que hagan el internet más accesible en la isla.

Los cubanos también han reportado que el gobierno cortó los servicios para detener la circulación de imágenes de las protestas y la violenta respuesta de las autoridades.

“La administración Biden-Harris ha apoyado y seguirá apoyando al pueblo cubano”, sostuvo el funcionario.