Arroyo se identifica con George Floyd: "¡La ley nunca debe fallar!"

Según explicó, durante su controvertible arresto en Miami "fui humillado, fui avergonzado, fui discriminado y fui pisoteado sin razón alguna".

Carlos Arroyo, uno de los mejores jugadores latinoamericanos de baloncesto en la historia, realizó hoy el acto más político de su carrera desde que se jaló la camiseta pa' frontiarle a los Estados Unidos tras darle tremenda paltía en la cancha en los Juegos Olímpicos de 2004.

Arroyo, orgullo de Fajardo y de Puerto Rico, le comunicó a sus seguidores de Instagram y al mundo entero que se solidariza con la causa a favor de la justicia tras el asesinato ruin del hombre negro George Floyd, cuya vida finalizó tras un encontronazo con un policía que derrochaba soberbia.

Arroyo se refirió a un incidente que vivió en el 2010, cuando la Policía de Miami lo detuvo y, según muestra su rostro, lo maltrató en ruta a un caso que terminó cayéndose. Arroyo fue detenido en aquel entonces por "guiar muy lento", llevado al cuartel de Coral Gables y allí vivió un episodio desagradable, según parece indicar ahora, de abuso policial con algún oficial desgraciado de Miami.

"Me dirijo a ustedes con el corazón en la mano y lleno de vergüenza. Tomó toda mi valentía para compartir esta imagen con ustedes sin esperar simpatía alguna por que la realidad la lloré YO! Fue sin duda el momento mas difícil de mi vida por que encima de lo que había vivido muchos me juzgaron sin saber lo desagradable que fue lo que había vivido", comienza Arroyo su relato en Insta.

"Fui humillado, fui avergonzado, fui discriminado y fui pisoteado sin razón alguna. La vida puede ser injusta pero la ley nunca debe fallar nuestra justicia!!! George Floyd no tuvo la misma suerte que yo tuve de salir con VIDA. Febrero 26 del 2010 marcó mi vida por siempre al igual que su injusta muerte lo hizo con todos nosotros. Mis condolencias a su familia #RIPGeorgeFloyd", articuló en un video en el que muestra su rostro machucado luego de aquel incidente y la imagen de Floyd siendo asfixiado por el policía.

View this post on Instagram

Me dirijo a ustedes con el corazón en la mano y lleno de vergüenza 😔 Tomó toda mi valentía para compartir esta imagen con ustedes sin esperar simpatía alguna por que la realidad la lloré YO! Fue sin duda el momento mas difícil de mi vida por que encima de lo que había vivido muchos me juzgaron sin saber lo desagradable que fue lo que había vivido. Fui humillado, fui avergonzado, fui discriminado y fui pisoteado sin razón alguna. La vida puede ser injusta pero la ley nunca debe fallar nuestra justicia!!! George Floyd no tuvo la misma suerte que yo tuve de salir con VIDA 💔 Febrero 26 del 2010 marcó mi vida por siempre al igual que su injusta muerte lo hizo con todos nosotros 🙏🏻 Mis condolencias a su familia #RIPGeorgeFloyd

A post shared by Carlos Arroyo (@carroyopr) on

l